Llegamos al final de una semana en medio de ruedas marcadas por la incertidumbre que genera la reestructuración de la deuda. En el escenario actual, y dada la heterogeneidad de tenedores y acreedores, los puntos a mejorar son varios y la discusión sigue siendo la misma: cuánto margen tiene el gobierno para mejorar las condiciones de la propuesta en relación al criterio de sostenibilidad que desde el Ministerio de Economía (y con el aval del FMI) reclaman. En este sentido, el mercado de deuda se fue recuperando a medida que, tanto el Gobierno como los acreedores, ajustaron sus exigencias y acercaron así las posiciones. Así, el Riesgo País reflejó una baja del 4/5% -o unas 140 unidades- con respecto al viernes. Mientras la curva soberana en dólares, en tanto, reflejaba subas de entre 3.5%/4% en la primera semana de junio.

* Analista de Portfolio Personal Inversiones