El Gobierno se alista en activar la última edición del Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP) para los sectores críticos y reemplazarlo con el Programa de Recuperación Productiva (REPRO). 

La asistencia para el pago de salarios que impactó en 8,7 millones de beneficiarios en sus cinco entregas, con un desembolso que trepó hasta $50.391 millones sólo en abril, mutará al Repro II con un suma máxima de cobertura, que se liquidará por medio de Anses y prohíbe el despido de empleados sin causa justa para las empresas alcanzadas.

  • ¿Fue efectivo el ATP en las empresas?
  • ¿Cómo será el pagó de los próximos sueldos de los trabajadores?
  • ¿Cuáles son los requisitos que deben cumplir las empresas?