Terminamos otra semana entre idas y vueltas en las negociaciones de la deuda, con renovadas tensiones y una nueva propuesta sobre la mesa. Ahora bien, en el marco de los acuerdos de confidencialidad poco se conoció con certeza, y el mercado se vio obligado, por momentos, a moverse en plena incertidumbre. En este sentido, no vimos fuertes movimientos en la semana con la curva soberana en dólares reflejando una tendencia mixta.

*Analista de Portfolio Personal Inversiones