Amnistía Internacional consideró que existe "una tendencia preocupante" hacia la represión de la protesta social en la Argentina, en el capitulo referido al país del informe que detalla la situación de los derechos humanos en el mundo durante 2017/18.

Asimismo, el trabajo de esta entidad que alerta sobre "los ataques a la libertad de expresión padecidos por organizaciones y periodistas" abocados a difundir los derechos humanos en Argentina.

"Manifestaciones a lo largo del año registraron picos de violencia inusitada. En la marcha de diciembre contra la reforma previsional hubo más de 120 detenidos, cientos de heridos y al menos cinco personas aún permanecen detenidas arbitrariamente, según denunciaron algunos de sus familiares en las oficinas de Amnistía Internacional Argentina", fundamentó este relevamiento.

Amnistía recuerda que en 2017 se produjeron las muertes de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, ocurridas "en el contexto de reclamos sociales", en los cuales -afirma- ocurrieron "detenciones arbitrarias".