Al celebrar en su búnker, el flamante presidente electo Alberto Fernández afirmó hoy que "el gobierno volvió a manos de la gente", al tiempo que le reclamó a la que será la oposición "ayudar a reconstruir al país de las cenizas".

"El gobierno volvió a manos de la gente, volvió a manos de las argentinos", festejó el ex jefe de Gabinete, que será el próximo Presidente a partir del próximo 10 de diciembre tras haber obtenido con más del 93% de las mesas escrutadas, el 47,91% de los votos.

 

Entre llantos de emoción en el escenario junto a su compañera de fórmula, Cristina Kirchner, Fernández expresó: "A quienes sean nuestros opositores, que sean consciente de lo que nos han dejado y nos ayuden a reconstruir al país de las cenizas que han dejado".

"Ojalá que ese compromiso de diálogo que nunca tuvieron ahora lo cumplan", enfatizó el mandatario electo sobre los integrantes del actual Gobierno. Señaló además que mañana por la mañana se reunirá con Mauricio Macri en la Casa Rosada para empezar a "recorrer el tiempo que nos queda" hasta el cambio de mando, al tiempo que se comprometió a "colaborar" en todo lo que haga falta.

Y subrayó: "Ojalá sean capaces de comprender que la Argentina que viene necesita del compromiso de todos".

"Sepan que cada palabra que dimos, cada palabra que asumimos fue un compromiso moral y ético con los argentinos", resaltó el candidato del peronismo. En su primer discurso como presidente electo, Fernández recordó al ex mandatario Néstor Kirchner, en coincidencia con el noveno aniversario de su muerte.

Te puede interesar:

Alberto Fernández es el Presidente electo de la Argentina

 

"Gracias, Néstor donde estés, porque vos sembraste todo esto que estamos viviendo", afirmó el ex funcionario de su gobierno y afirmó: "Vamos a hacer todo lo que haga falta para que las persianas de las pymes vuelvan a levantarse".