"Este Gobierno trabaja todos los días para cambiar la vida de nuestro pueblo y cree en el diálogo para poder avanzar", fueron las palabras que eligió Alberto Fernández para responderle a Hebe de Bonafini, quien esta mañana dijo sentirse "agraviada" por los encuentros que el presidente mantuvo con empresarios y dirigentes opositores.

Tras la contestación de Fernández, las Madres respondieron a su vez que "su respuesta nos alienta a seguir luchando" y le bajaron el tono a la polémica.

"Sé que lo que ustedes me expresan lo hacen desde el afecto recíproco que nos tenemos", comenzó la carta el jefe de Estado, que, más allá de defender su posición, mantuvo en todo momento un tono de respeto y cordialidad.

"Ustedes saben muy bien que en la mesa de este Presidente se sienta gente de empresas grandes, medianas y pequeñas, trabajadores y trabajadoras, movimientos sociales, estudiantes, jóvenes, nuestros científicos, todos y todas, porque esa es mi responsabilidad", enfatizó Fernández.

El mandatario nacional señaló: "Desarmar esa trama compleja de desigualdades económicas, sociales y culturales, requiere de toda nuestra voluntad e inteligencia para asegurarnos de que cada paso que vayamos dando no implique luego una decepción".

"Tengo plena consciencia de lo que ustedes han significado y significan para que seamos mejores como sociedad, por eso, tengan la plena seguridad de que todas nuestras políticas tienen un objetivo central: construir la Argentina socialmente justa que aún soñamos. Trabajamos para que esto sea realidad", sostuvo Fernández.

"Tengo la enorme responsabilidad de ser el presidente de todos los argentinos. Entiendo al ejercicio de la política como el instrumento que nos permite cambiar la vida de nuestro pueblo. Este Gobierno trabaja todos los días para ello y cree en el diálogo para poder avanzar", afirmó el jefe de Estado.

La carta de Hebe de Bonafini

Esta mañana, las Madres de Plaza de Mayo difundieron en sus redes una carta dirigida directamente al "Sr. Presidente Alberto Fernández" y firmada por Hebe de Bonafini en la que cuestionaron los encuentros presidenciales con dirigentes opositores y empresarios de los últimos días.

"Después de mucho discutirlo nos dirigimos a Ud. con mucho dolor porque nos sentimos agraviadas y heridas en lo más profundo de nuestro corazón, al ver que Ud. sentó en su mesa a todos los que explotan a nuestros trabajadores y trabajadoras, y a los que saquearon al país", comienza el texto.

En ese sentido, remarcaron que "lo más grave de todo" es que se juntó con "los que secuestraron a muchos de nuestros hijos e hijas que luchaban por una Patria liberada".

De Bonafini firma "con una gran tristeza", y agrega: "Soñamos con ver en esa mesa alguna vez sentados a los compañeros trabajadores y trabajadoras que tienen callos en las manos y en los pies, y la espalda doblada de trabajar".

Luego, las Madres retuitearon la respuesta del Presidente y a su vez contestaron que "su respuesta nos alienta a seguir luchando".

El 9 de julio pasado, Fernández invitó a participar del acto por el Día de la Independencia a los referentes del denominado Grupo de los Seis, que nuclea a los empresarios más importantes del país, aunque además estuvo presente el secretario general de la CGT, Héctor Daer.

El lunes, el Presidente mantuvo una conferencia virtual con los principales referentes legislativos de Juntos por el Cambio, en la que agradeció el apoyo por la renegociación de la deuda, pero cuestionó la convocatoria a los banderazos en medio de la cuarentena y criticó el comunicado que la coalición opositora emitió tras el asesinato de Fabián Gutiérrez.