El presidente Alberto Fernández destacó que "los que más necesitan y los que más tienen pueden unirse junto al Estado para hacer una sociedad más justa", al encabezar la inauguración de un "hospital solidario" destinado a pacientes sin cobertura médica montado en el predio del hospital privado Austral, en el partido bonaerense de Pilar.

"Dios no nos perdonaría tener diferencias ante una emergencia como la que tenemos, donde lo urgente es salvar vidas", afirmó Fernández, en un discurso en el que elogió el emprendimiento, al afirmar que los empresarios "no hicieron algo para que parezca que se ocupan de los pobres" sino que "hicieron algo de verdad".

El Presidente tomó palabras del papa Francisco e insistió con que "en este tiempo y en este mundo nadie se salva solo" y puso en relieve que, "ante tanto dolor", se unieron "los que más necesitan" y "los que más tienen".

Puso al hospital como ejemplo para graficar la idea de que "los que más necesitan y los que más tienen pueden unirse junto al Estado para hacer una sociedad más justa", aunque aceptó que "la pandemia nos condena al dolor desde el malestar de estar aislado y el malestar económico que nos afecta a todos por igual".

En el predio, que corresponde al Hospital Austral, fue construido el dispositivo que cuenta con 60 camas, de las cuales 40 son para observación y las restantes 20 para terapia intensiva e intermedia. El Grupo Techint informó que aportó $60 millones para la obra, en el marco de un plan de ayuda para infraestructura hospitalaria de $270 millones.