El desplazado presidente del Partido Justicialista nacional (PJ), José Luis Gioja, advirtió ayer que en caso de que la jueza federal con competencia electoral María Romilda Servini decida no dar marcha atrás con la intervención de ese espacio, piensan acudir hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El vicepresidente primero de la Cámara de Diputados consideró la medida como "un mamarracho", dijo que fue una "provocación" por parte del gobierno y advirtió que seguirán trabajando en la convocatoria del Congreso partidario nacional del PJ que tienen previsto realizar el próximo 18 de mayo.

"Teóricamente mañana (por hoy) la jueza tiene que resolver la apelación que hicimos luego de que decidiera intervenir el partido. Creo que tiene tres días hábiles para contestar y una vez que acepta la apelación, tiene que girar el expediente a la Cámara Federal", dijo Gioja en diálogo con BAE Negocios.

Ante la consulta de si tienen pensado acudir a alguna otra instancia judicial, el sanjuanino respondió que en caso de que la jueza mantenga su postura "se puede ir en queja a la Cámara Federal" y que incluso han evaluado llegar "hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), pero por ahora, vamos a dejar que el procedimiento judicial siga. Vamos a ir viendo si hay voluntad de seguir con el mamarracho o de rectificar, que me parece que esto último es lo que tendría que pasar".

"Esto fue una opereta, no es una operación porque ni siquiera da para eso. Fue una medida muy grosera, muy torpe. Hace cerca de veinte meses que hemos asumido, desde entonces venimos trabajando. Hace 15 días convocamos al Congreso Nacional donde sacamos un documento de la realidad bastante fuerte, normalizamos los distritos de Jujuy, Misiones y de la provincia de Buenos Aires donde hubo elecciones internas", prosiguió el dirigente cuyano, quien señaló que detrás de la medida judicial "hay manos negras, pero la principal mano negra es la del gobierno".

"La intencionalidad es que nos vaya mal. El gobierno ¿qué quiere del Justicialismo? Que aparezcamos todos peleados, que la pelea sea Barrionuevo-Gioja ¿Pero qué tengo que ver con Barrionuevo si ni bola le doy? El es un dirigente gremial y yo estoy en otra cosa. Ellos (el gobierno), siempre apuntan al divide y reinarás, y a judicializar la política. Solo basta ver el papelón con (el ex gobernador de Jujuy Eduardo) Fellner, lo meten en cana y a los dos días lo largan. Realmente son papeloneros".

El legislador dijo que no se pondrá a "marcar peronistas porque tengo la responsabilidad de unirlos, pero me calienta que desde afuera hagan maniobras y operaciones, incluyendo a algunos de los nuestros", pese a lo cual, afirmó estar seguro de que van a lograr la unidad, la cual "no será del cien por cien, será del 80, pero vamos a juntar a las fuerzas populares".

En otro tramo, destacó la reacción inmediata de toda la dirigencia partidaria, incluyendo a los gobernadores. En ese sentido, dijo "el peligro es que vayan por una intervención en la provincia de Buenos Aires o de otros distritos, porque estos no tienen límites y es necesario pararlos de alguna manera".

En tanto que respecto a la posición del gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, el único de los mandatarios provinciales en expresar una opinión favorable al interventor, dijo que "tiene otra mirada porque alberga la esperanza de que con Barrionuevo se pueda hacer algo".

Finalmente Gioja sostuvo que la dirigencia partidaria se seguirá reuniendo todos los días "porque además, tenemos que armar el Congreso del 18 de mayo, donde vamos a juntar a más de 900 congresales. Nosotros vamos a seguir trabajando, que Barrionuevo se quede con las llaves del partido, o que haga lo que quiera".