El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, adelantó que el Gobierno apunta a "llegar a marzo cubriendo casi todo el país con la Tarjeta Alimentaria", cuyo reparto comenzará esta semana en la ciudad de Concordia, Entre Ríos, como parte del Plan Nacional contra el Hambre.

En esa línea, dijo que están avanzando en un proyecto para vincular la entrega de planes sociales con trabajo y, también, en un sistema de créditos a tasas bajas para la compra de herramientas de trabajo de profesionales y cuentapropistas.

"Esperamos llegar a marzo cubriendo casi todo el país con la tarjeta", sostuvo Arroyo en una entrevista con radio La Red, en la que admitió que "es más difícil ir con tarjeta a las zonas rurales, pero el 80 por ciento del país debería estar cubierto para ese momento".

"Esta semana empezamos a repartirlas en Concordia y vamos a ir avanzando localidad por localidad", aseguró el ministro. Las tarjetas servirán para comprar alimentos, y se entregarán a madres de bebés mayores de tres meses, e hijos menores de seis años o con discapacidad.

Cada plástico estará cargado con 4 mil pesos mensuales para familias de un sólo hijo y 6 mil pesos para las que tengan dos o más y funcionará como cualquier tarjeta de débito, pero sin la posibilidad de extraer dinero en efectivo o comprar bebidas alcohólicas.

Según Arroyo, se eligió comenzar con las madres de hijos menores de seis años porque está bajando el consumo de leche en la Argentina y "porque estamos yendo a una generación de chicos petisos y obesos en la Argentina".

"El control de peso y talla en los barrios nos está dando diferente a las expectativas por problemas de nutrición", sostuvo el ministro de Desarrollo Social, que aclaró que los alimentos que se compren estarán monitoreados por nutricionistas que orientarán a las familias para que incluyan lácteos, carnes y verduras a su canasta.

Asimismo, recordó que las tarjetas se complementarán con la Asignación Universal por Hijo (AUH) y que "no habrá intermediarios" en su entrega, ya que el Banco Nación los entregará "en persona a la madre o el padre".

A su vez, dijo que están apuntando a empalmar la entrega de planes sociales y la actividad laboral cinco sectores productivos: construcción, textil, producción de alimentos, la economía del cuidado y el reciclado.