El gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, calificó el otorgamiento de libertades a presos como "aborrecible" y remarcó que las prisiones domiciliarias deben otorgarse a poblaciones de riesgo pero no a quienes hayan cometido delitos graves. Apuntó contra el procurador de la provincia de Buenos Aires, Julio Conte Grand, nombrado por María Eugenia Vidal en diciembre de 2016 como Procurador bonaerense, cargo que es vitalicio y solo puede ser removido a través de un juicio político o quedar vacante en caso de renuncia.

En medio de la polémica por los fallos que benefició a poco más de 500 reclusos en el distrito bonaerense ante el avance del coronavirus, el mandatario provincial se distanció de las resoluciones y enfatizó en que "la decisión de dar una prisión domiciliaria es del Poder Judicial y no del Ejecutivo".

Poco después, la vicepresidenta Cristina Kirchner sugirió, a través de sus redes sociales, ver la conferencia de prensa que brindó Kicillof para “poder entender qué pasó y qué está pasando” con la situación de las cárceles en la provincia de Buenos Aires en el marco de la pandemia del coronavirus.

En una serie de mensajes publicados en Twitter, Cristina Kirchner escribió: “Imperdibles 40 minutos de la conferencia de prensa del gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, y de sus ministros de Justicia y de Seguridad, Julio Alak y Sergio Berni".

"Vale la pena para poder entender qué pasó y qué está pasando”, completó la vicepresidenta.

Una campaña para dañar al Gobierno

Junto al ministro de Seguridad, Sergio Berni, y el de Justicia, Julio Alak, Kicillof denunció que "existe una campaña para dañar al Gobierno y generar miedo", y apuntó contra el Procurador General de la Provincia, Julio Conte Grand, quien fue nombrado por el gobierno de María Eugenia Vidal.

"En la resolución 158 del 18 de marzo, que la leí detenidamente, Conte instruye a los defensores públicos a impulsar prisiones domiciliarias a las poblaciones de riesgo. Se basa en instrumentos internacionales que en el marco del coronavirus habían promovido las domiciliarias. Y el procurador lo hace. Omite señalar que las prisiones domiciliarias no pueden darse a quienes hayan cometido los delitos graves, ofensas sexuales, violaciones, robos a mano armada, con violencia. No lo dice Conte Grand", resaltó el mandatario. 

En el mismo sentido, Kicillof subrayó que su gobierno "no sólo no promueve, sino que no está de acuerdo" con el beneficio para reclusos condenados por "delitos graves", e instó a que "la situación se revierta". 

"Eso tiene que ocurrir por decisión del Poder Judicial. Tengo fe que la Suprema Corte de Justicia con buen criterio ponga orden y claridad en estas situaciones. Yo no lo puedo hacer", dijo el mandatario en un acto en La Plata, donde anunció un plan de infraestructura que incluye 1350 nuevas plazas en el sistema carcelario.