A las medidas anunciadas anoche por el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, como parte de la cuarentena administrada, se le suma hoy la vuelta del sistema de bicicletas públicas y la habilitación del servicio de monopatines eléctricos en el ámbito de la Ciudad.

La decisión forma parte de la apuesta por evitar el uso del transporte público, en el marco de la ampliación de rubros comerciales autorizados para volver a la actividad, lo que generó un marcado aumento del tránsito en los últimos días.

Desde el gobierno porteño aclararon, sin embargo, que la prioridad está puesta en la promoción de los locales de cercanía. Para ello, se diagramó una readecuación del espacio público de modo de ampliar los lugares para que los vecinos formen fila para entrar a los negocios respetando la distancia social. "Lo que pasaba antes adentro de los locales ahora se da en las calles", señalaron.

La movilidad en bicicletas públicas, que se había suspendido con la llegada de la cuarentena, busca descomprimir el uso de colectivos y subtes para aquellas personas que deban trasladarse a sus trabajos. Entre los rubros industriales habilitados por el Gobierno nacional para volver a producir, están los fabricantes de bicicletas y motos.