La conmoción social por la aparición del cuerpo a orillas de río Chubut, que podría ser el de Santiago Maldonado, obligó a suspender los actos de campaña de todos los espacios políticos de cara a los comicios legislativos de este domingo. Sin embargo, el caso que mantiene en vilo a la sociedad no interferiría en la agenda parlamentaria de Cambiemos, que la semana próxima busca desplazar al ex ministro de Planificación y Obras Públicas, Julio De Vido, de la Cámara de Diputados.

“Tenemos que discutir todo: Maldonado y De Vido, un tema no anula al otro”

Ayer, el presidente de la comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara baja, Pablo Tonelli, convocó a la reunión del cuerpo para el martes que viene, en la que se firmará el dictamen de desafuero del ex funcionario, luego de que el juez Luis Rodríguez pidiera su detención por una presunta defraudación con fondos públicos a acimientos Carboníferos Río Turbio.

De Vido apeló ayer la medida judicial, pero en Cambiemos aseguran que avanzarán con la firma del despacho de comisión para aprobarlo en el recinto el miércoles. “La sesión se podría convocar este viernes o el lunes de la semana que viene, más allá del contexto político en el que vivimos por el caso Maldonado”, comentó un legislador oficialista.

En los despachos del oficialismo no creen que ni el caso Maldonado ni los resultados de las elecciones alteren la agenda prevista para apartar al diputado kirchenerista aunque admiten que la vorágine polí- tica podría hacer que la discusión se postergue una semana.

Por ahora, la sesión se va a hacer, si hay una cambio de planes, se definirá la semana que viene”, comentaron desde el bloque de Cambiemos, donde por ahora, la orden de la Casa Rosada es avanzar contra De Vido.n el recinto el miércoles. “La sesión se podría convocar este viernes o el lunes de la semana que viene, más allá del contexto político en el que vivimos por el caso Maldonado”, comentó un legislador oficialista.

“En el Congreso tenemos que discutir todo: Maldonado y De Vido, un tema no anula al otro”, añadió un legislador de Cambiemos donde insisten en que con el pedido de la Justicia la oposición ya no hay excusas para excluir al ex ministro. “La semana que viene se sabrá quién es quién”, se entusiasmó Fernando Sánchez, mano derecha de Elisa Carrió.

Para desaforar a De Vido, el oficialismo necesita reunir los dos tercios de los presentes y, hasta ayer, descontaban con que tienen el número necesario. “En la votación en la que se intentó expulsarlo hubo una treintena de diputados que votaron en contra de la expulsión porque dijeron que no había una orden judicial”, señaló el macrista Nicolás Massot.

Ahora, el oficialismo confía en que esta vez contarán con el apoyo del Frente Renovador, el peronismo no kirchnerista y la izquierda para lograr el objetivo.

En el bloque del FpV, en tanto, persiste en silencio en torno al tema, aunque algunos deslizaron la posibilidad de que el diputado presenten la renuncia antes de los esperado. La alternativa, sin embargo, está supeditada al éxito de la presentación realizada ante Casación para intentar revertir el fallo de la Cámara federal que ordenó su detención.

  • Recurso ante Casación para intentar frenar el proceso

El diputado y exministro de Planifi cación Julio De Vido pidió a la Cámara de Casación que suspenda el pedido de desafuero y detención en su contra, en el marco de la causa por la presunta malversación de fondos públicos.

Fuentes judiciales informaron que los abogados de De Vido, Maxiliano Rusconi y Gabriel Palmeiro, apelaron el fallo de la Sala II de la Cámara Federal que había ordenado este martes al juez federal Luis Rodríguez que pidiera a la Cámara de Diputados la quita de fueros a fin de disponer la “inmediata detención” del exministro.

Con esta apelación, la defensa de De Vido pretende que quede sin efecto el pedido de Rodríguez a la Cámara de Diputados.

Para la defensa de De Vido, la orden de la Cámara Federal “se encuentra a las claras motivada por objetivos políticos que se han infi ltrado en nuestro sistema de justicia, vaciándolo de objetivida y razonabilidad, todo lo cual genera un daño irreparable a la justicia argentina”.

Así lo indicó en un comunicado dado a conocer las últimas horas, en el que además sostiene que De Vido se encuentra a derecho y que ha respetado “a rajatabla” la prohibición de salida del país que semanas atrás le fijó el Juzgado.

A través de una nota dirigida al presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Emilio Monzó, el juez Rodríguez solicitó el martes “el desafuero del diputado nacional por la provincia de Buenos Aires Julio Miguel De Vido en los términos del artículo 1 de la Ley 25.320 con el objeto de proceder a su detención y recibirle declaración indagatoria”.

En la causa se investigan malversación de fondos públicos para distintas obras en Río Turbio en orden a los 26.000 millones de pesos entre los años 2006 y 2016, y se calcula que hubo un desvío de 265 millones hacia otros fines de los previstos.