El secretario adjunto del Sindicato de Camioneros Pablo Moyano negó que esa organización haya mantenido reuniones con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires por el recorte de trabajo de los recolectores de residuos. “Les decimos que si siguen insistiendo con el ajuste, habrá movilizaciones y paros”, enfatizó el también dirigente del Frente Sindical (Fresimona).

"Rechazo los dichos de la ministra, no hay acuerdo y tampoco reuniones. Hemos hecho asambleas con los trabajadores, hemos denunciado y rechazado públicamente está posibilidad de recortes de salarios y de días de trabajo", sostuvo el adjunto mediante un comunicado. La referencia fue a la ministra de Espacio Público e Higiene Urbana, Clara Muzzio.

"En reiteradas oportunidades ya través de una carta del secretario general Hugo Moyano, se le notificó al Jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, el rechazo de esta medida que vienen planeando. Cualquier quita de derechos e intento de tocar el salario de los trabajadores"

"Amigos"

Camioneros recordó que respecto a sus representados, en una actividad tan esencial y en plena pandemia, como la recolección de residuos fueron los trabajadores más expuestos a contagios de Coronavirus. “Hoy los quieren castigar quitándole parte de sus salarios. Que se la saquen a sus amigos empresarios, a los bingos, casinos, bancos, pero no a los laburantes ".

Camioneros reiteró que de concretarse cualquier recorte de trabajo o salarios la reacción sindical será inmediata “con movilizaciones y paro general de la recolección”.

En cuanto a ingresos puntualizaron también que el ajuste previsto por el gobierno porteño significaría una pérdida de $15.000 a $ 20.000 en los salarios, según su valor de la categoría en cual revisten y en la cantidad de años que atesoran en su labor.