La defensa de Carlos Telleldín pidió hoy su absolución en el juicio oral y público que se sigue en su contra, en el que está acusado de haber entregado la camioneta Trafic que en julio de 1994 fue usada como coche bomba en el atentado a la AMIA.

En el marco de ese proceso en curso, ya hubo varios pedidos para condenar a prisión perpetua al acusado.

Según su defensa, y en contraposición a lo que sostuvo la Fiscalía, Telleldín no sabía el destino que se le iba a dar la Trafic que entregó.

El planteo hecho por la defensora oficial Miriam Verónica Carzolio fue al inicio del alegato que culminará la próxima semana, ante el Tribunal Oral Federal 3.

Días atrás, los fiscales Roberto Salum y Santiago Eyherabide pidieron prisión perpetua para Telleldín, al considerar que compró en 1994 una camioneta utilitaria a la cual le sacó el motor que puso en otra camioneta similar, y ese mismo motor fue encontrado entre los escombros de la AMIA, así como las esquirlas que tras la explosión impactaron en varias víctimas.