El Gobierno identificó la necesidad de un cambio en la estructura comunicacional tras la derrota electoral de las PASO. Para lograr que el mensaje llegue mejor al electorado, el Ejecutivo creó el cargo de portavoz oficial con conferencias de prensa semanales en la Casa Rosada que tuvieron su debut la semana que pasó.

La dinámica de responder las preguntas de la prensa quedó en manos de Gabriela Cerruti, la diputada del Frente de Todos que ahora renunció a su banca que vencía en diciembre y que fue nombrada por el Presidente Alberto Fernández a cargo de la Unidad de Comunicación de Gestión Presidencial, creada especialmente con la jerarquía de un ministro y con dependencia directa de la Presidencia.

La estructura de la comunicación se modificó con la salida del vocero presidencial, Juan Pablo Biond. Como secretario de Comunicación y Prensa asumió Juan Ross. El mismo recambio incluyó el reemplazo del secretario de Medios y Comunicación Pública, Francisco Meritello, por Valeria Zapesochny, cercana al jefe de Gabinete, Juan Manzur.

La Rosada explicó que la nueva función de Cerruti apunta a mostrar "una comunicación clara, precisa y transparente" y "combatir los rumores y las noticias falsas que tanto daño hacen a una comunicación democrática". Según explicaron, el rol de la funcionaria será "comunicar información, datos, anuncios, ideas y el rumbo del Gobierno".

El decreto 710 de la designación detalla que tendrá la la tarea de "brindar la información pertinente referida a las diversas actividades desarrolladas en la gestión de Gobierno" y "articular con la secretaría de comunicación la planificación, ejecución y supervisión de la política de prensa y comunicación presidencial".

Agenda abierta 

       

La nueva comunicación oficial determinó un cambio de roles que en las últimas semanas venía ejecutando el coordinador de ministros Manzur. Ahora se suma una portavoz capaz de contestar a los periodistas con una agenda abierta sobre distintos temas del Gobierno. El esquema también se repetirá con los medios del interior del país.

Gabinete de noticias

El estilo de mayor apertura comunicacional debuta en la gestión de Fernández cuando faltan dos meses para que cumpla dos años al frente del Ejecutivo. En las próximas semanas se verá si su función pasará a ser de la persona que responda por todos los ministros para evitar confusos mensajes.

Cerruti no sólo se ocupa de bajar al llano los anuncios del Gobierno sino también replicar las críticas de la oposición, como hizo con el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, por el congelamiento de los precios. "Al Gobierno le preocupa que la oposición y particularmente Rodríguez Larreta esté tratando de generar algo que le puede causar mucho daño a la población, como lo es el desabastecimiento", expresó en su primera conferencia de prensa.

En la estrategia de comunicación se sumó el portal "Gabinete de noticias", una especie de boletín informativo de la jefatura de gabinete y de todos los ministerios con fotos, audios, y resúmenes de las reuniones de los funcionarios. 

Más notas de

Natalia Vaccarezza

Una semana clave de definiciones para el Gobierno

Alberto Fernández junto a Guzmán

El Gobierno promete "novedades próximamente" con el precio de la carne

Conferencia de prensa de Gabriela Cerruti

Kicillof convocó mañana a los intendentes en medio del debate por la reelección

Kicillof convoca a intendentes en medio del debate por reelección

La primera muestra de poder de Alberto Fernández sin Cristina Kirchner

La primera muestra de poder de Alberto Fernández sin Cristina

El Gobierno avanza en los detalles del plan económico

Alberto y Guzmán

El Gobierno da por "derrotada" a la transición que planteó Macri

Mensaje desde Olivos

Cristina Kirchner no irá a votar pero estará en el cierre de campaña

Noche de las PASO

El Gobierno ultima los detalles del acto de cierre de campaña

Alberto y Cristina

La inseguridad se mete en el final de la campaña

La jura a Aníbal Fernández

El último esfuerzo del Gobierno antes de las elecciones

Alberto y Tolosa Paz en José C. Paz