La Cámara de Diputados tratará este jueves el proyecto de ley nacional "Diana Sacayan" - Cupo Laboral Travesti Trans por el cuál se insta a adoptar "medidas de acción positiva y desarrollar políticas públicas tendientes" a lograr la "efectiva inclusión laboral de las personas trans, con el fin de promover la igualdad real de oportunidades".

El texto que consta de 17 artículos fue presentado en marzo de 2020 y reconoce, en primera instancia, la sola manifestación del género autopercibido en los términos de la Ley N° 26.743, por medio de una declaración jurada simple.

De esta manera, de lograr su sanción, los Poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial; los organismos descentralizados, las empresas del Estado, las sociedades del Estado; las entidades autárquicas, y las personas jurídicas de derecho público no estatal creadas por Ley; tienen la obligación de ocupar personas trans, en una proporción no inferior al uno por ciento (1%) de la totalidad de su personal.

En este punto, el único requisito que será valido refiere a la edad: "A los efectos de la presente Ley las personas trans mayores de 18 años, sin perjuicio de que hayan o no accedido a los derechos establecidos en la Ley N° 26.743 y sus modificatorias", detallla el artículo 6, para luego especificar que "la terminalidad educativa" tampoco "constituye un impedimento".

Otra cláusula que antepone la normativa señala que la apliación de la ley "en ningún caso puede implicar autorización para suplantar trabajadores o trabajadoras que cuentan con una relación laboral".

"Exigimos leyes de cupo e inclusión laboral trans! Exigimos al estado y a la sociedad asegurar a las personas TRANS el ejercicio pleno y en condiciones de igualdad de sus derechos y libertades, promoviendo el respeto de su dignidad, buscando lograr la integración social a nivel cultural, económico-laboral, en el ámbito de la salud y la educación, así como en cualesquiera otros ámbitos de la vida ciudadana. Nosotrxs aún no hemos podido festejar el día del trabajador, no existe para nuestra comunidad", enfatizaron desde el Archivo de la Memoria Trans. 

Según datos recopilados por el sitio Cosecha Roja, el promedio de esperanza de vida de la población travestia trans se ubica entre 35 a 41 años. 

"En Argentina, el 73% de esa población no tiene acceso a la educación básica, el 98 por ciento no tiene un trabajo formal y registrado y el 80% se encuentra en situación de prostitución como única alternativa para sobrevivir", apuntó Natalia Arenas en el artículo "Una ley para llenar el Estado de travestis y trans".