El Gobierno tomará "medidas para disminuir el consumo eléctrico", en el marco de un diálogo "profundo y minucioso" con las grandes empresas, que concentran un alto porcentaje de la demanda, al tiempo que consideró que los aumentos de las tarifas de los servicios públicos "están desacoplados" de las inversiones de las concesionarias.

Así lo señaló esta mañana la portavoz presidencial, Gabriela Cerruti, en su habitual conferencia de prensa de los jueves, en la que se refirió tanto a la decisión oficial de disponer home office para los empleados públicos nacionales hoy y mañana a partir del mediodía, como a la necesidad de una disminución del consumo por parte de los grandes usuarios en medio de la ola de calor.

Ola de calor y medidas del Gobierno 

Cerruti atribuyó las motivaciones del decreto 16/22 a "buenas razones", como el incremento del consumo por el crecimiento económico; y a "malas razones", por la ola de calor y las previsiones de marcas de temperatura que en algunas partes de la Argentina podrían llegar a niveles récord.

Por otra parte, pidió "desacoplar" los cortes del suministro eléctrico de los últimos días y las inversiones que deben realizar las empresas prestadoras del servicio de la decisión oficial de aumentar las tarifas.

"Si no, hubiéramos tenido inversiones durante la Presidencia de (Mauricio) Macri, que les dio aumentos por más del 3.000%", señaló.

Consumo eléctrico 

La portavoz indicó que a raíz del aumento del consumo previsto para hoy y mañana, las estimaciones de los especialistas dan cuenta de una utilización récord de la potencia instalada que podría "tener un requerimiento de 28.800" megavatios, un nivel "más elevado" que el del martes pasado.

El martes, a las 13.10, se registró el récord de potencia de 27.234 MW, según el informe de la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa). Además, se registró la segunda mayor temperatura desde 1906 en la Ciudad de Buenos Aires, con 41,1°C.

Cerruti puso de manifiesto el peso de los grandes usuarios en la demanda total de energía eléctrica, y señaló que representan aproximadamente 10.000 de los 28.000 MW que se prevé alcanzar en el curso de la tarde de hoy y mañana.

Por tal razón, remarcó la importancia del "diálogo profundo y minucioso" con las cámaras empresarias representativas de esos sectores, entre las que mencionó a la Unión Industrial Argentina (UIA) y a la Asociación de Industriales Metalúrgicos (Adimra).

Del mismo modo, llamó al consumo responsable de los usuarios en general de casas particulares y edificios.

Por último, remarcó la responsabilidad de las empresas concesionarias de la órbita nacional Edesur y Edenor, además de recordar que el Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) "está pidiendo más respuestas" a la primera de las compañías por el corte del martes 11 de enero, ya que en el Gobierno "no nos quedamos conformes" con la explicación, afirmó.

Ola de calor y alerta roja

El Servicio Meteorológico Nacional anunció alerta roja por las temperaturas extremas en zonas de 12 provincias de la Argentina. El mapa cargado en la página oficial muestra los niveles de precaución por altas temperaturas en las provincias, y, mientras en una parte hay alerta amarilla y naranja, en varios sectores del centro y norte del país las temperaturas serán muy altas y se deberán tomar medidas preventivas.

Las provincias con nivel rojo en todo su territorio son La Pampa, San Juan, Catamarca y Tucumán. Otras provincias tienen alerta roja sólo en ciertas zonas: Neuquén, Río Negro, Mendoza, San Luis, Córdoba, La Rioja, Jujuy y Entre Ríos.

Temperaturas en nivel rojo significan efecto alto a extremo en la salud, muy peligrosas. Pueden afectar a todas las personas, incluso a las saludables.