La ministra de Justicia y Derechos Humanos, Marcela Losardo, firmó una carta junto al secretario de su cartela Horacio Pietragalla Corti rechazando la convocatoria de la Corte Suprema de Justicia a la Comisión para la Coordinación y Agilización de las Causas por Delitos de Lesa Humanidad a la que tildan de “oportunista”.

La convocatoria se da luego del pedido de juicio político al presidente de la Corte, Carlos Rosenkrantz, donde se lo acusa de no llamar a una reunión de la Comisión Interpoderes desde 2016. “La repentina convocatoria, tras varios meses de insistencia de los organismos de derechos humanos, no deja de resultar oportunista” se afirma en la carta emitida por ambos funcionarios.

La reactivación del juicio político se produce en medio de la tensión generada por la aprobación del per saltum que realizó la Corte tras la remoción de los jueces  Leopoldo Bruglia, Pablo Bertuzzi y Germán Castelli por parte del Senado. 

Losardo y Pietragalla critican que el desempeño de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en torno a los Derechos Humanos “ha sido de enorme retroceso” desde la última reunión de la comisión hace cuatro años.

En la carta también se reclama mayor accionar y celeridad del poder judicial en resolver las causas sobre delitos de lesa humanidad: “Es sabido que el letargo en el que se encuentran sumergidas estas causas —muchas de ellas pendientes de un fallo de la Corte Suprema hace varios años— implica necesariamente la consolidación de la “impunidad biológica”: los responsables de estos aberrantes delitos mueren sin condena”.

Los organismos de Derechos Humanos también rechazaron la convocatoria de  Rosenkrantz. La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela De Carlotto, cuestionó que “llega tarde” porque su pedido lo realizaron “en marzo y recién llega ahora que la Corte está tan cuestionada".

"No queremos ser mal pensadas sobre la convocatoria de Rosenkrantz justo ahora, pero tontas no somos" sostuvo Carlotto.