El presidente Alberto Fernández encabezó este miércoles en el Museo del Bicentenario de la Casa Rosada el acto de firma del decreto de promulgación de la Ley 27.636 de promoción del acceso al empleo formal para personas travestis, transexuales y transgénero “Diana Sacayán-Lohana Berkins”.

La ley contempla, entre otras reivindicaciones, que los tres poderes del Estado nacional, los ministerios públicos, los organismos descentralizados o autárquicos, los entes públicos no estatales y las empresas y sociedades del Estado deben ocupar una proporción no inferior al 1 % de la totalidad de su personal con personas de ese colectivo.

Durante el acto, Fernández dijo que la promulgación de la ley de cupo trans representa un "momento único para la vida de muchas personas", a la vez que remarcó que "las minorías tienen derechos y las mayorías deben reconocerles esos derechos". 

Alberto Fernández promulgó el cupo trans en el Estado

El presidente sostuvo se debe trabajar todos los días "para que no haga falta que exista una ley que diga que tiene que haber un cupo de personas trans" sino que suceda de manera orgánica.

En esta línea, destacó que este tipo de leyes inclusivas se dictan "porque estamos confrontando con una cultura que viene de hace mucho tiempo" y reafirmó su postura de terminar con "cualquier tipo de discriminación en Argentina". 

"Si ampliamos derechos, somos una mejor sociedad", dijo y llamó a "terminar con la cultura del descarte", a la que definió como "horrible".

Además, el presidente bromeó y dijo que "quisiera ganarle a Cristina y que mi gobierno sea más progresista que el de ella". 

En tanto, la ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, destacó la gestión del Gobierno nacional y apuntó contra la anterior administración de Mauricio Macri. "En ningún momento de estos 18 meses dejamos de trabajar por ampliar derechos, ni la pandemia ni el desastre económico, legado por el gobierno anterior, fueron excusa. Estos meses, aún en la adversidad, nos vieron ampliando nuevas conquistas", dijo. 

El presidente estuvo acompañado por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; la ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, y la subsecretaria de Políticas de Diversidad, Alba Rueda. También participaron autoridades y miembros de las cámaras de Diputados y Senadores de la Nación e integrantes de organizaciones de derechos de la diversidad.

La normativa votada en el Congreso convirtió en ley una política pública implementada por Alberto Fernández, quien a través del decreto 721/20 ya había establecido el Cupo Laboral Travesti-Trans en el Sector Público Nacional.

La misma lleva el nombre de “Diana Sacayán-Lohana Berkins” en conmemoración de sus impulsoras junto con las organizaciones LGBTI+ y defensoras de los derechos humanos, y constituye un paso fundamental en la reparación de las desigualdades históricas y estructurales que existen en la sociedad respecto a la población travesti-trans.