Hoy se dará a conocer el índice de inflación de marzo. Todos los pronósticos son desalentadores. El Gobierno se adelantó para atajar los datos del Indec. El presidente Mauricio Macri reconoció el "pico" sufrido en los aumentos en el mes pasado a lo que adjudicó "a comportamientos culturales", al hablar durante la inauguración de una empresa tecnológica privada.

La predicción de la Casa Rosada se da en momentos donde están por lanzar un plan anticrisis para fomentar el consumo. "Salir de 80 años con una inflación promedio del 62,6 por ciento, no es tan fácil, al menos, como lo preveíamos, porque hay comportamientos culturales que cuesta erradicar", admitió el mandatario en la primera aparición pública de la semana.

La catarata de medidas la dará a conocer el líder del PRO después de que fuera anticipada por el jefe de Gabinete, Marcos Peña, luego de una reunión con gobernadores de Cambiemos que reclamaron generar una activación urgente del consumo y resolver la cuestión de tarifas previo a las elecciones. Las primeras versiones aseguran que el anuncio se hará desde la quinta de Olivos, aunque aún no hay precisiones. También se habla de que cursarían invitación a todos los gobernadores.

“Salir de 80 años de un promedio del 62,6%, no es tan fácil, al menos como lo preveíamos”

Las estimaciones privadas anticipan que la inflación de marzo rondará el 4 por ciento, por lo cual lo proyectado por Hacienda está lejos de las predicciones que viene anticipando. Macri había dicho el 13 de febrero que la inflación estaba "empezando a bajar". Nada de eso sucedió. La inflación de febrero llegó a los 3,8% con una acumulación de 51,3% en 12 meses. El discurso oficial parece insistir con la idea de que el indicador de los precios irá en descenso. Las promesas suenan a compromisos de campaña electoral. "A partir del pico de marzo y a partir de acá a lo largo de los años seguimos avanzando paso a paso para erradicarla", prometió Macri.

En la misma línea se expresó el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, después de la reunión de gabinete. "No podemos estimar cual va a ser el valor pero claramente en abril va a dar menor que la inflación de marzo y estamos viendo a partir de ahí una desaceleración en los próximos meses". explicó. El funcionario aclaró que las medidas que tomen "mantienen nuestros principios básicos en materia fiscal y monetaria y eso no pone riesgo del programa firmado con el FMI".

Lo llamativo fueron los argumentos sobre las causas de la inflación. Para el Presidente tiene que ver con "comportamientos culturales". Lo único que agregó fue que se gasta más de lo que se tiene, sin hacer una autocrítica de los errores de la gestión económica.

“Sabemos a cuántos les está costando más llegar a fin de mes, culpa de la inflación”

Como punto de partida, el jefe de Estado cree que está bien el camino que están transitando. "Hemos empezado por hacer lo que corresponde, no vivir de prestado, no gastar más de lo que se tiene. Estamos logrando en el debate con la política que se entienda que los presupuestos, empezando por el de la Nación, tienen que estar equilibrados. De ahí empezamos a construir un país en el que no haya más inflación", subrayó.

La suba de precios se convirtió en una de las mayores preocupaciones del Gobierno porque afecta a la economía y a la caída de la imagen presidencial cuando en cuatro meses competirá por la reelección. "La inflación te genera una inestabilidad enorme, aparte de afectar a todos para llegar a fin de mes, porque claramente sabemos a cuántos les está costando más llegar a fin de mes, culpa de la inflación", culminó.