Con fuertes críticas de Juntos por el Cambio, pasada la medianoche, el oficialismo y sus aliados aprobaron en una sesión especial del Senado el proyecto de ley de Organización y Competencia de la Justicia Federal por 40 votos afirmativos y 26 negativos.    

Con 66 senadores presentes, a las 14.30, la vicepresidenta y titular del Senado, Cristina Fernández, abrió la sesión remota solicitada por el jefe del bloque del Frente de Todos, José Mayans, y la senadora oficialista Anabel Fernández Sagasti para tratar la iniciativa de reforma del Poder Judicial, que tiene dictamen de las comisiones de Asuntos Constitucionales y de Justicia y Asuntos Penales. Afuera, un grupo de personas protestaba en las inmediaciones del Palacio del Congreso en contra del proyecto.  

El texto original sufrió varias modificaciones durante el debate en comisiones, luego de algunas críticas de especialistas, abogados, fiscales y jueces, que se sumaron a los cuestionamientos realizados por los senadores de Juntos por el Cambio. Luego, el oficialismo introdujo nuevos cambios en el recinto, lo que generó la queja del interbloque opositor.  

¿Dónde está Bullrich? No lo veo. Como no lo ví la última vez...¡Bullrich! ¡Bullrich!"

Entre los principales cambios están el de no unificar el fuero Civil y Comercial con el Contencioso Administrativo y en su lugar crear un Tribunal de Resolución de Conflictos de Competencia; que la selección de jueces sea registrada a través de “medios técnicos bajo apercibimiento de nulidad” y que en los concursos se mantengan “los exámenes escritos en anonimato”.

Antes de adentrarse en el debate del proyecto de reforma judicial, la Cámara Alta aprobó el pedido de licencia hasta el 1 de enero del legislador oficialista José Alperovich, acusado de abuso sexual por su sobrina. También avaló la solicitud para ausentarse por 30 días del jefe del interbloque Parlamentario Federal, Juan Carlos Romero, que se encuentra en España por cuestiones personales.

El oficialismo y la oposición volvieron a coincidir al momento de votar cuando aprobaron por unanimidad la entrada de tropas extranjeras al territorio nacional y la salida de fuerzas nacionales para la realización de ejercicios militares combinados.

"¿Dónde está Bullrich? A ver...que no lo ví la última vez...¡Bullrich! ¡Bullrich! Ya lo ví", dijo la presidenta del Senado antes de la votación. "¿Cómo está, presidenta?", contestó el senador macrista Esteban Bullrich, quien la semana pasada usó un fondo de pantalla con su foto durante el plenario de comisiones de Asuntos Constitucionales y de Justicia y Asuntos Penales para simular que participaba de la reunión por videoconferencia. De inmediato, la vicepresidenta sorprendió con su respuesta: "Muy bien, mejor que nunca". "Me alegro, la Argentina no tanto", le retrucó el legislador de Juntos por el Cambio.

Tras varios cruces entre senadores del Frente de Todos y Juntos por el Cambio, que anticiparon el tenor de los intercambios posteriores, el oficialismo anuló las designaciones de Mario Laporta como vocal titular del Tribunal de Enjuiciamiento del Ministerio Público Fiscal, y de Juan Emilio Simoni como vocal suplente del Tribunal de Enjuiciamiento del Ministerio Público de la Defensa. Ambos habían sido nombrados a través de un decreto por la ex vicepresidenta Gabriela Michetti. 

“No busquen el atajo de sacarlo al procurador Eduardo Casal de la cancha porque les molesta, busquen los números”, dijo el jefe del interbloque de Juntos por el Cambio, Luis Naidenoff. Y agregó: “Es un mamarracho. Es un procedimiento de nulidad absoluta e insanable”.

Como miembro informante del dictamen sobre la reforma judicial, la presidenta de la comisión de Asuntos Constitucionales, María de los Ángeles Sacnun, defendió la iniciativa que unifica los 12 juzgados en lo Criminal y Correccional y los 11 juzgados nacionales en lo Penal Económico en un único fuero (Penal Federal) con asiento de la Ciudad de Buenos Aires, aunque subrayó -en línea con lo que Cristina Fernández expresó días atrás- que se requerirán "otras leyes para configurar una verdadera reforma judicial que otorgue tutela judicial y respeto por las garantías constitucionales y la independencia a los jueces y juezas del Poder Judicial de la Nación".

La senadora oficialista criticó la postura de Juntos por el Cambio por no introducir "ninguna modificación" y afirmó que la oposición "se siente muy cómoda con esta Justicia y por eso no quiere reformarla". También destacó la letra del inciso E del artículo 72 del proyecto de Organización y Competencia de la Justicia Federal que establece que los jueces deberán "comunicar al Consejo de la Magistratura de la Nación cualquier intento de influencia en sus decisiones por parte de poderes políticos, económicos o mediáticos". Y recordó que la llamada mesa judicial del gobierno de Cambiemos "fue parte de la reforma judicial de facto que llevó adelante Mauricio Macri en la Argentina" para "perseguir opositores" con la anuencia de "agentes de la AFI, fiscales, jueces y periodistas".

Varias horas después, el senador Oscar Parrilli anunció que modificarían el inciso E para despejar cualquier duda ante las críticas opositoras. La nueva redacción dice: "Comunicar de forma inmediata al Consejo de la Magistratura de la Nación cualquier intento de influencia indebida, en sus decisiones por parte de personas, grupos de poder, miembros del Poder Judicial, Ejecutivo o Legislativo, amistades o grupos de presión de cualquier índole, y solicitar las medidas necesarias para su resguardo. La influencia indebida no contendrá contenido económico para configurarse".

"Este proyecto es simplemente un engranaje más en un plan estratégico para lograr un sesgo de impunidad", aseveró durante su intervención la senadora de PRO Laura Rodríguez Machado, quien además sostuvo que la iniciativa que "acerca la Justicia a la gente en cosas del día a día" sino que se trata de una reforma para "la Justicia Federal Penal que atiende a los poderosos, a los que cometen delitos de corrupción".

Bullrich aseguró que es necesaria una "verdadera reforma judicial", pero cuestionó la norma que impulsó el Ejecutivo nacional, al sostener que se trata de "una reforma pergeñada en los sótanos de la democracia". "No es el proyecto que promovía (Gustavo) Beliz, ni parece ser el de la ministra de Justicia (Marcela) Losardo, que no lo defendió. Incluso la vicepresidenta dijo que este proyecto no es la reforma judicial que nos merecemos los argentinos", remarcó el legislador macrista.  

Desde el radicalismo, Julio Martínez y Julio Cobos coincidieron en que "esta no es la reforma que la gente necesita" y adelantaron que rechazarían la iniciativa.

"¿Es una reforma de la Justicia de todo el Poder Judicial? No", dijo el senador de Juntos por el Cambio Martín Lousteau. Y remató: "Es una reforma de la Justicia que mal utiliza la política para crearse impunidad o crearle problemas a otros, los opositores". "Si la reforma es la correcta, siempre es una buena oportunidad", agregó, a la vez que subrayó que el Senado debería estar discutiendo otros temas referidos a las jubilaciones, la educación y el trabajo. 

El senador oficialista Mariano Recalde destacó que "no es cierto que discutir esto implique postergar la resolución de otras problemáticas" y afirmó que "el Gobierno se está ocupando de la salud y la educación".

"¿Está leyendo usted, senador?", interrumpió Cristina Fernández al legislador Humberto Schiavoni mientras exponía cerca de las 22. "No, no, señora", contestó el senador macrista. "Debe ser una mala impresión mía. Discúlpeme, pero veo que está leyendo algo al costado que no se ve obviamente", insistió la vicepresidenta. "No, no", reiteró el integrante del interbloque de Juntos por el Cambio. "¿No? Bueno...", concluyó la titular del Senado

El artículo 196 del reglamento de la Cámara Alta señala que está prohibido que los senadores lean durante sus intervenciones cuando se está debatiendo un proyecto de ley en el recinto.  

Antes de que Mayans cerrara la lista de oradores, Fernández Sagasti solicitó la palabra para denunciar que "se difundieron en Twitter los teléfonos particulares y direcciones de los senadores del Frente de Todos". "Esperemos que esto no pase a mayores y nada suceda", remarcó.   

"Si no hacemos lo que ellos dicen, viene el golpe de Estado", dijo el jefe de la bancada oficialista. Y agregó: "Están preocupados por la elección que viene, no por lo que estamos discutiendo. Nosotros tenemos un buen proyecto que mejora la Justicia Federal y no vamos a hacer lo que ellos hicieron".

Pasada la medianoche, Sacnun leyó durante 12 minutos una serie de cambios que introducirían a la iniciativa, lo que provocó el enojo de la oposición. "Es muy difícil trabajar así", protestó Lousteau. Tras diez horas de debate en el que expusieron más de 40 oradores, finalmente el oficialismo y sus aliados dieron media sanción al proyecto que reforma la Justicia. 

Más notas de

Gabriela Vulcano

El oficialismo apura el debate del Presupuesto

El oficialismo y la oposición acercan posiciones para renovar el protocolo de sesiones virtuales en Diputados

El oficialismo y la oposición acercan posiciones para renovar el protocolo de sesiones virtuales en Diputados

Massa recurrirá al fallo que avaló el funcionamiento remoto en Diputados para eludir las sesiones presenciales

Massa busca eludir las sesiones presenciales

Múltiples cuestionamientos al discurso de Macri en Juntos por el Cambio

Múltiples cuestionamientos al discurso de Macri en Juntos por el Cambio

Diferencias internas en Juntos por el Cambio por la marcha opositora

Diferencias internas en Juntos por el Cambio por la marcha opositora

El Senado aprobó el proyecto que establece la paridad de género en los medios de comunicación públicos

Senado: se aprobó la paridad de género en los medios

Cafiero afirmó que el Gobierno no viene "a echarle la culpa a nadie, ni decir que pasaron cosas”

Cafiero: “No vinimos a hablar de herencias"

Juntos por el Cambio apelará el fallo judicial que avaló las sesiones remotas en Diputados

JxC apelará el fallo que avaló sesiones remotas en Diputados

"Los jueces y fiscales deberían hacer su trabajo en los barrios populares"

"Jueces y fiscales deberían hacer su trabajo en barrios populares"

Massa se distancia del proyecto oficial que busca modificar el reglamento para incorporar las sesiones virtuales

Sesiones virtuales: Massa se distancia del proyecto oficial