El secretario adjunto nacional de ATE Rodolfo Aguiar fustigó la decisión del Ejecutivo Nacional para decretar 3 días de duelo por la muerte del ex presidente Carlos Saúl Menem al asegurar que “no existe un profundo pesar por su fallecimiento”.

A criterio del dirigente de los trabajadores estatales el repaso por la gestión de gobierno del riojano no deja dudas respecto a los perjuicios que todavía hoy experimenta el país en sus aspecto social y econónmico. “Pocas veces se traicionó tanto un mandato popular surgido en la urnas como durante su período. Que haya sido un Presidente constitucional de la última democracia no alcanza para honrarlo”, enfatizó el referente de ATE.

Dentro de su análisis Aguiar enumeró como determinante la pérdida de soberanía nacional que habían iniciado los gobiernos militares. “Los dos mandatos de Menem, entre 1989 y 1999, dejaron un enorme aumento de la deuda externa, la cual llegó a los 147 mil millones de dólares, y una tasa de desempleo que se duplicó en solo 10 años”.

Estados Unidos

En el capítulo de política internacional el dirigente gremial hizo hincapié en las “relaciones carnales con los Estados Unidos, con acento en el denominado “Consenso de Whasington” para graficar su crítica a la decisión de fijar el duelo nacional. “Jamás puede contar con nuestro respeto alguien que indultó a los genocidas, llevó adelante el mayor desguace que se recuerde del Estado y privatizó las empresas públicas”, acotó Aguiar para no adherir al marco de institucionalidad que por ejemplo validó la CGT al considerar que Menem fue electo como presidente en democracia y que además fue víctima de la persecución de la dictadura militar.