El gobierno de Santa Fe está cerca de cerrar con los gremios de estatales y docentes las negociaciones paritarias de 2018 con un aumento salarial del 18% para todo el año, con cláusula gatillo por inflación

El incremento ofrecido a ambos sectores se pagaría en dos tramos de 9%, en marzo y agosto. La cláusula gatillo se disparará si la inflación supera el 18% antes del 31 de diciembre. La última propuesta del Gobierno había sido un aumento del 16% en tres tramos.

La ministra de Educación de la provincia, Claudia Balagué, acercó la propuesta oficial a los representantes gremiales y aseguró que “es el límite absoluto” y “no hay margen para mejorar la oferta salarial”. 

Balagué advirtió a los docentes que para que se depositen los retroactivos a enero los gremios deberán aceptar la oferta: "Si esa oferta no es aceptada, nadie cobrará los incrementos salariales. Hasta que la oferta no sea aceptada, no podemos depositar el increment. salarial del mes próximo”.

“Puede suceder que si no es aceptada, no se cobre ningú. aumento salarial. Esto nos preocupa con los docentes porque e. resto de los empleados estatales van en camino a aceptar. Esto tienen que salir bien con las asambleas y votaciones en la. escuelas”, sostuvo la funcionaria.

Tanto Sonia Alesso como Jorge Hoffman, secretarios generales de la Asociación de Magisterio de Santa Fe y la Asociación de Trabajadores del Estado, respectivamente, aseguraron que la propuesta será puesta en consideración. Adelantaron que la decisión final será tomada por los afiliados de cada gremio.