El gobierno de Tucumán presentó un proyecto para que las unidades de las fuerzas armadas desactivadas durante la década del '90 puedan ser recuperadas a fin de que el Ejército Argentino se instale nuevamente en la provincia.

La propuesta fue presentada este martes por el gobernador Juan Manzur al ministro de Defensa de la Nación, Agustín Rossi, durante una audiencia que mantuvieron esta mañana en Buenos Aires, informó la secretaria de Comunicación Pública de la provincia.

"El Gobernador planteó al ministro Rossi la inquietud de que en Tucumán pueda volver a instalarse el Ejército para beneficio de la provincia y del norte argentino", indicó al término de la reunión la ministra de Gobierno y Justicia, Carolina Vargas Aignasse, quien destacó que el funcionario nacional "se mostró predispuesto y hablaron de la posible restauración edilicia y mantenimiento del Arsenal Miguel de Azcuénaga".

Si bien el Ejército tiene presencia en la provincia con personal reducido que hizo su aporte en acciones conjuntas con Gendarmería y la Policía para la prevención del coronavirus, el regreso de una división de esa fuerza permitirá "un flujo permanente de efectivos, mayor movimiento económico y seguridad en la zona por la sola presencia de los efectivos en el predio que podrá ser revalorizado", destaca el proyecto.