El oficialismo de la Cámara de Diputados buscará avanzar mañana con el dictamen del proyecto de ley de financiamiento de los partidos políticos, que, entre otras cosas, levanta la prohibición para que las empresas privadas puedan aportar a las campañas y establece la bancarización del sistema.

La iniciativa, que ya fue aprobada por el Senado la semana pasada, comenzará a ser debatida mañana, a las 10, en un plenario de las comisiones de Asuntos Constitucionales, que preside Pablo Tonelli; Justicia, a cargo de Diego Mestre (UCR Córdoba), y de Presupuesto y Hacienda, encabezada por Luciano Laspina ( PRO).

Fuentes parlamentarias adelantaron a Télam que la intención de oficialismo es emitir dictamen de la iniciativa mañana mismo con el fin de convertirla en ley en una próxima sesión de la Cámara baja, prevista para el miércoles 8 de mayo.

Para ello, Cambiemos buscará aprobar hoy, durante la primera sesión ordinaria del año, una preferencia para debatir ese proyecto y la denominada ley de Góndolas, que empezó a ser discutida ayer en la comisión de Defensa del Consumidor, en la próxima sesión de cuerpo.

El proyecto de financiamiento de partidos políticos, que unificó varias iniciativas, tanto del oficialismo como de la oposición, fue aprobado la semana pasada por el Senado por 48 votos a favor (once más que la mayoría especial requerida) provenientes del peronismo, de Cambiemos y de partidos provinciales; y dos en contra, en una votación de la que se ausentó el kirchnerismo.

Debido al consenso que logró finalmente el proyecto en la Cámara alta, el oficialismo confía en que contará en Diputados con el respaldo de los bloques del Frente Renovador y del Bloque Justicialista.

Para conseguir la sanción, el peronismo cedió en el Senado ante Cambiemos al permitir que se rechace a los sindicatos como aportantes a las campañas políticas, tema que hasta última hora mantuvo latente la posibilidad de que fracasara la sesión en la cámara alta.

Entre otras cuestiones, el proyecto levanta la prohibición para que las empresas privadas puedan aportar a las campañas, y bancariza los aportes de dinero con el objetivo de que no haya fondos provenientes de actividades ilícitas en este campo.

Además, establece que las agrupaciones no podrán recibir de una misma persona -humana o jurídica- un monto superior al dos por ciento de los gastos permitidos para cada campaña electoral.

En la iniciativa se introdujo un capítulo sobre Internet a propuesta del presidente de la comisión de Libertad de Expresión del Senado, Alfredo Luenzo, para que una parte de los fondos de campañas se destinen a páginas web de origen nacional.

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos