En medio de un pico de tensión de cara las elecciones de autoridades, el oficialismo del gremio de empleados de comercio pudo realizar hoy su Asamblea Extraordinaria en Parque Norte, aunque sin presencia de la oposición, gracias a un fallo judicial que dio luz verde al evento pese a la resolución de otro tribunal que lo había suspendido por una supuesta falta de garantías para la seguridad del encuentro.

Un fallo de la jueza en lo Contencioso, Administrativo y Tributario Cecilia Mólica Lourido dio aval este miércoles para la realización de la asamblea en ese predio recreativo del barrio porteño de Núñez, rechazando así la suspensión del encuentro dispuesta por el magistrado nacional Fernando Alfredo Vilarullo.

Este juez había dado lugar a una denuncia de que ese lugar carecía de las mínimas condiciones de seguridad para garantizar la celebración de la asamblea, pero Lourido argumentó que una objeción presentada por un afiliado "no pudo acreditar la situación de peligro invocada en la denuncia", impulsado por el secretario de organización del sindicato, Ramón Muerza.

En este sentido, autoridades del gremio que lidera Armando Cavalieri resaltaron que la Dirección Nacional de Asociaciones Sindicales del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación rechazó la impugnación.

La cartera laboral, incluso, envió veedores al predio de Parque Norte a los fines de "constatar que el evento se desarrollase con normalidad y conforme lo establece la legislación vigente", según se informó a la prensa.

Por su parte, la oposición en el sindicato desconoció el fallo que habilitó la asamblea, remarcó que el encuentro careció de legalidad y advirtió que seguirá librando "una batalla judicial".

Así las cosas, el histórico líder del sindicato, Cavalieri, que busca su noveno mandato consecutivo, avanzó con la realización de la asamblea en Parque Norte, donde cortaron los precintos de clausura que había sido instalados a raíz del fallo judicial que había suspendido el encuentro.