En tono conciliador, el presidente de Coninagro, Carlos Iannizzotto, afirmó que pretende "un país federal en el que los productores no se sientan abandonados" y consideró que la vía del diálogo y el consenso es la adecuada para "la unidad".

"En esta Argentina no hay más lugar para confrontaciones", lanzó al presentar el documento "El Campo y la Política IV" en lel marco de una jornada celebrada en Universidad Católica Argentina ( UCA) que reunió a los principales actores y allegados del campo argentino, además de dirigentes políticos como Roberto Lavagna y José Luis Espert

En este encuentro estaba prevista la participación del presidente Mauricio Macri, a las 11:30. 
Iannizzotto enumeró las premisas que presenta el documento "El Campo y la Política IV", remarcando los lineamientos de trabajo y propuestas para el nuevo escenario político, abordando la actualidad y el potencial del cooperativismo agroindustrial argentino con el fin de resolver cuestiones que plantea el sector y solicitando que el Estado las aborde íntegramente.

"Pretendemos consensuar con el camino del diálogo, la tolerancia, y por eso promovemos la cultura del encuentro. En esta Argentina no hay más lugar para las confrontaciones. Aquellos que no pueden cambiar de opinión, no puede cambiar nada", enfatizó.

Y analizó: "El país debe ser conducido con ideas y contenido, no con maniobras electorales. Pretendemos derrotar los problemas estructurales de Argentina, vinculados a la pobreza, la exclusión y la marginalidad".

En el documento presentado por el dirigente mendocino se aborda la importancia de las Buenas Prácticas Agropecuarias, el impulso a nuevas leyes, la necesidad de un mejor manejo en situaciones de riesgo y emergencias. 

Del mismo modo, se retoma el concepto de "competitividad", desglosando la presión fiscal, las necesidades de financiamiento específico e infraestructura, la conexión entre el desarrollo y el arraigo.

Iannizzotto dijo que Coninagro pretende "un país federal con productores que no se sientan abandonados" y consideró que para ello "la unidad no es algo que se declama, hay que trabajarla".