El gobernador de la Provincia de Buenos Aires Axel Kicillof dispuso que los trabajadores estatales que cuenten al menos con una dosis de la vacuna contra el Covid podrán ser convocados a prestar tareas presenciales, transcurridos 21 días corridos desde la inoculación si las circunstancias lo justifican.

La decisión se oficializó a través del decreto 521 publicado este martes en el Boletín Oficial del distrito, que lleva las firmas de Kicillof; el ministro de Salud, Daniel Gollan, y el jefe de Gabinete, Carlos Bianco.

En la normativa se aclara que en el caso que el trabajador se encuentre en proceso de vacunación en cualquier jurisdicción, "deberá presentar la correspondiente constancia que dé cuenta de su inscripción". Además, el Ministerio de Salud ofrecerá la información necesaria para verificar la situación de las y los agentes alcanzados por esas disposiciones.

La Provincia también recordó que en el marco de la emergencia sanitaria, y a través del decreto 203/2020 se estableció la suspensión del deber de asistencia al lugar de trabajo para todo el personal de la administración pública provincial, "cualquiera sea su modalidad de contratación y/o régimen estatutario, debiendo prestar servicios mediante la modalidad de trabajo domiciliario, cuando la naturaleza de las prestaciones así lo permitan".

Para esa ocasión se exceptuó al personal, salvo la dotación imprescindible para garantizar los servicios y actividades que fueron calificados como esenciales o no interrumpibles.

La reseña se completa también la con resolución 90/2020 que autorizó a las embarazadas a no asistir a sus lugares de trabajo y estipuló que se consideraba población de riesgo a los mayores de 60 años, las personas inmunosuprimidas, pacientes en tratamiento oncológico, y las personas con enfermedades respiratorias crónicas, cardiovasculares, diabetes, obesidad mórbida, insuficiencia renal crónica en diálisis.

 

Hay un plan

 

Además de lo descripto Kicillof puso en realce el plan de vacunación, que alcanzó ya a más de 11.000.000 millones de personas como también acotó que "contar con vacunas no solo permite mejorar sustancialmente el cuidado de la vida y la salud de los y las habitantes del país, sino también ir restableciendo en plenitud las actividades económicas y sociales".

El mandatario planteó que las vacunas utilizadas demostraron una adecuada eficacia para la prevención de las formas graves y de la muerte por la enfermedad, "lo cual disminuye su riesgo y posibilita el retorno de los trabajadores y las trabajadoras a sus lugares de trabajo siempre y cuando se continúe con las medidas de cuidado".

Regreso a las escuelas

Kicillof habló de implementar estrategias que permitan recuperar la capacidad de trabajo presencial en la administración pública provincial. Con esos conceptos también se destacó que cuando finalice el receso invernal, volverán las clases presenciales en los 135 distritos de la provincia, respetando distancias, cuidados, ventilación "y el uso de barbijo porque los chicos contagian y se contagian de Coronavirus", enfatizó el Gobernador.

Desde este miércoles también se habilitan las visitas a los geriátricos y hogares de residencia de la provincia de Buenos Aires, donde sus residentes y trabajadores estén completamente vacunados.

"El avance de la vacunación y la situación epidemiológica nos permiten tomar esta decisión luego de haber evitado que el virus hiciera estragos en las residencias", añadió.