Luego del violento desalojo que se produjo el 29 de octubre en el predio ubicado en Guernica, las familias que fueron desplazadas junto con organizaciones piqueteras y de izquierda protestaban en las primeras horas de este jueves en el Puente Pueyrredón. Finalmente se logró consensuar una reunión con el ministro de Desarrollo de la Comunidad bonaerense, Andrés Larroque, y se anunció el levantamiento.

"La protesta ha sido levantada porque el Ministerio de Larroque convocó a una reunión para mañana con los vecinos", señaló el referente bonaerense del Polo Obrero (PO), Eduardo Belliboni.

Sus organizadores plantearon que, tras un mes de finalizado el desalojo, los "volvieron a dejar en la calle" en un comunicado que se difundió. El predio de 100 hectáreas en el partido de Presidente Perón estuvo tomado por varios meses y tras negociaciones de reubicación, se decidió desalojar tras una orden judicial.

Desde el Ministerio de Desarrollo Bonarense se negoció subsidios y la reubicación de muchas de las familias que poblaban el terreno del Conurbano sur, pero la fecha dictada por el Juez Martín Rizzo tras dos prorrogas llegó antes de que se llegara a un acuerdo con todas las familias.

Previo al desalojo que realizaron 4000 policías bajo el mando del ministro de Seguridad, Sergio Berni, el gobierno bonaerense acusó en reiteradas oportunidades a los movimientos de izquierda de trabar las negociaciones con las familias que participaban de la toma.

"Somos familias trabajadoras que nos quedamos sin ingresos frente a la crisis económica que se profundizó con la pandemia, muchas mujeres sostén de familia", sostiene el texto que presentaron los manifestantes.

Tras el violento accionar policial hace un mes, plagado de balas de goma y gases lacrimógenos, las familias deciden manifestarse en un lugar icónico para los reclamos por justicia social. En el Puente Pueyrredón se manifestaban Maximiliano Kosteki y Darío Santillan que luego fueron asesinados por la policía bonaerense en la estación de tren Avellaneda.

Entre las organizaciones convocantes se encuentra el Polo Obrero y el Movimiento de Agrupaciones Clasistas. “Desde el desalojo, hace 40 días, el Gobierno bonaerense no ofreció ni un metro de tierra a los vecinos desalojados, por eso acompañaremos su reclamo”, afirmó el dirigente Eduardo Belliboni.