Mientras se multiplican las especulaciones acerca de los nombres del Gabinete que anunciará públicamente este viernes, el presidente electo Alberto Fernández anticipó ayer que “el Estado va a volver a asumir su responsabilidad” en la lucha contra el Sida, y aseguró que se trata de un “compromiso” y de una “decisión política”.

“El Estado va a volver a asumir su responsabilidad en la respuesta al VIH”, publicó Fernández en su cuenta de la red social Twitter en el Día Mundial de la Lucha Contra el Sida.

En ese marco, Fernández precisó que buscarán “asegurar el tratamiento, expandir el testeo, ampliar la distribución de preservativos, financiar la investigación y garantizar la ESI”.

“Compromiso y decisión política”, concluye la publicación del presidente electo.

Aunque no pueda leerse como un guiño, el mensaje de Fernández parece alineado con el perfil de Ginés González García, por estas horas el candidato más nombrado para hacerse cargo de la cartera de Salud.

Durante su gestión en el mismo ministerio, en la administración de Néstor Kirchner, Ginés fue pionero en el impulso a las políticas de género, la distribución de preservativos en los centros de salud y el impulso a la legalización del aborto gratuito. Su postura le valió varios encontronazos con sectores de la Iglesia.

En un principio, el hombre más mencionado para ocupar el cargo de Salud -que volverá a ser ministerio- fue el tucumano Pablo Yedlin, referente del gobernador Juan Manzur vinculado a los laboratorios nacionales. Sus chances, sin embargo, parecen en baja por estas horas.