El secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur de la Cancillería argentina, Daniel Filmus, explicó que el vuelo de Córdoba a las Malvinas "es de cabotaje" y no lo alcanza el impuesto del 30 por ciento, en sintonía con la resolución de la AFIP publicada ayer en el Boletín Oficial para conocimiento de las compañías aéreas.

"Lo que hay que precisar es que se trata sólo de una aclaración para las empresas aéreas que venían cobrando ese impuesto. Lo que rige para la Argentina rige para las Malvinas y no se necesita una normativa para saber que son tan argentinas como el Obelisco", dijo Filmus a Télam.

Esta aclaración a la que se refirió Filmus es la que figura en la Resolución General 4664/2020 publicada en el Boletín Oficial que deja sentado que "las adquisiciones de servicios de transporte contempladas en el inciso e) del artículo 35, de la Ley N° 27.541, cuyo destino sea las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur, no se encuentran alcanzadas por la percepción establecida en la mencionada ley".

La ley a la que se refiere es la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva aprobada por el Congreso Nacional a fines de diciembre, que estableció un impuesto a la compra de dólares para atesoramiento del 30 por ciento, que alcanza a gastos con tarjetas de crédito en el exterior y vuelos internacionales.

Filmus explicó que la precisión -que lleva la firma de la jefa de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont- obedeció a que la compañía Latam, que cubre el tramo Córdoba-Río Gallegos-Malvinas, cobraba a los pasajeros el impuesto, como si fuera un destino "fuera del país", cuando se "es un vuelo de cabotaje".