"Es hora de que el AMBA, el único lugar que desde el primer día se mantuvo en ASPO, ahora pase a una estapa de Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio ( DISPO)", anunció Alberto Fernández esta tarde al detallar cómo seguirán las medidas de prevención contra el coronavirus (Covid-19). La extensión se fijó hasta el domingo 29 de noviembre.

"Esto no dista mucho de lo que en realidad es hoy, porque en el último tiempo fuimos abriendo actividades", admitió el mandatario. En ese sentido, explicó que la diferencia es que no se requerirá permiso para circular en la vía pública, pero fue enfático en que solamente los trabajadores esenciales podrán utilizar el transporte público.

"Hace ocho semanas que el AMBA viene descendiendo en la cantidad de casos y tiene la mitad de lo que tenía hace dos meses", precisó Fernández para justificar la nueva medida.

Sin embargo, seguirán prohibidas las aglomeraciones sociales en lugares cerrados como cines o teatros, aclaró el Presidente.

Además, Fernández destacó que la crisis sanitaria "nunca se salió de las manos" debido a que nadie en el AMBA se quedó sin atención médica cuando lo necesitó.

Por otra parte, el jefe de Estado detalló que el ASPO seguirá teniendo vigencia en algunos departamentos de diez provincias del interior.

"Este mejor tiempo que podremos vivir en el AMBA lamentablemente no alcanza a todo el país", dijo el mandatario, debido a los brotes que todavía padecen algunas zonas del interior.

De todos modos, destacó que la situación "parece empezar a ceder" en Córdoba o Mendoza y fue optimista al afirmar que espera que el 29 de noviembre ya no haya zonas del país en fase de aislamiento y se sepa con más precisión cómo será el proceso de vacunación.

Además, el Presidente se refirió a la segunda ola de coronavirus que sufre Europa desde hace algunas semanas. "Eso nos obliga a continuar con los cuidados", explicó.

Por eso, dijo que el problema está lejos de haber sido solucionado y pidió persistir con las medidas de cuidado, como el distanciamiento, el uso de tapabocas o el lavado de manos, especialmente para los adultos mayores.

A diferencia de la última ocasión, cuando habló en vivo desde Misiones, esta vez el Presidente realizó su anuncio de forma grabada y desde la Quinta de Olivos. Estuvo acompañado por el ministro de Salud, Ginés González García, y por la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti.

Fernández habló luego de reunirse este viernes por la mañana en la residencia presidencial con el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof.