El ministro de Salud de la Nación, Ginés González García, afirmó que el barbijo tiene que ser usado por los que tienen un "riesgo específico" de contraer coronavirus, aunque advirtió que desde el Gobierno no se le va a prohibir a nadie que quiera utilizarlo.

Ante el debate sobre la obligatoriedad de la utilización del barbijo para reducir el riesgo de contagio de coronavirus que se impulsa de varias provincias, el titular de la cartera sanitaria nacional manifestó: "Creemos lo que se dijo desde el primer día. No hay cambios".

"No vamos a prohibir a nadie que use barbijos hogareños, pero el barbijo está reservado para las personas que necesitan no ser contagiados ni contagiar", sentenció González García en declaraciones a los medios de prensa, al retirarse del Instituto Malbrán, donde recorrió este mediodía sus instalaciones junto con el presidente Alberto Fernández.

En ese sentido, agregó: "Nosotros no nos oponemos a que la gente use barbijo hogareño, pero lo que decimos es que el barbijo tiene que ser usado por los que tienen el riesgo específico, que son los que trabajan con enfermos y los enfermos para que no contagien".

Respecto al futuro del aislamiento social, preventivo y obligatorio, González García señaló que "la cuarentena tendrá otra forma, otra característica" a partir del próximo lunes 13 y advirtió que "hablar de levantar (el aislamiento) es una irresponsabilidad, de ninguna manera es una buena palabra".

Durante el encuentro junto al Presidente con los científicos del Malbrán, los profesionales informaron sobre un "importante" avance logrado en la lucha contra el coronavirus.