La Comisión de Recursos Naturales de la Cámara baja comenzará a tratar un proyecto de ley impulsado por Máximo Kirchner, jefe de la bancada del Frente de Todos, que impida la venta de los terrenos incendiados y así disminuir las quemas intencionales.

La reunión que comenzará a las 18 será conducida por el presidente de la comisión, el diputado Leonardo Grosso (Frente de Todos). La propuesta ya fue respaldada públicamente por legisladores de los interbloques Federal, Unidad y Equidad Federal.

El proyecto reforma la Ley 26.815 del Manejo del Fuego al incorporar la prohibición de realizar modificaciones en el uso de las superficies que tenían previo a los incendios provocados o accidentales ante la situación que se vivió en numerosas provincias del país en los últimos meses con quemas incontrolables.

La iniciativa determina que, por el término de 60 años, no se podrá cambiar el uso de los bosques nativos o implantados, áreas naturales protegidas y humedales, a fin de garantizar las condiciones para la restauración de las superficies incendiadas, e impone una limitación de 30 años en el caso de que la afectación se produzca en una zona agrícola.

En esos plazos "no se podrán realizar en los bosques naturales o implantados la división, subdivisión, loteo, fraccionamiento o parcelamiento, total o parcial, o cualquier otro emprendimiento inmobiliario, distinto al arrendamiento y venta, de tierras particulares.

Se espera conocer la postura del resto de los bloques sobre esta propuesta, similar a medidas que se tomaron en otros países y que ha tenido buenos resultados en la lucha contra los incendios intencionales.