Los intendentes del PJ bonaerense, encabezados por su titular, Fernando Gray, se reunieron hoy al mediodía con Alberto Fernández y Máximo Kirchner y acordaron armar una Comisión de Acción Política (CAP) provincial para delinear la estrategia electoral bonaerense para analizar la estrategia electoral del peronismo y, especialmente, para presionar con la intención de que uno de ellos sea elegido el candidato a gobernador que le de pelea a María Eugenia Vidal.

Con un asado de por medio, el encuentro se dio este mediodía en el parque municipal de Lomas de Zamora, que comanda el intendente y pre candidato a gobernador bonaerense Martín Insaurralde. y siguió por la tarde en Cañuelas, donde se reunieron 45 intendentes del interior y el conurbano bonaerense, ya sin el pre candidato presidencial.

"Teníamos pautado el almuerzo con Alberto Fernández y nos sorprendió para bien que llegara con Máximo Kirchner, hablamos de las políticas públicaa de la provincia y de la necesidad de establecer una agenda electoral que delinee la campaña bonaerense", explicó Gray a la agencia Télam.

El anuncio de la fórmula presidencial del peronismo, con Cristina Kirchner acompañando como candidata a vice una fórmula encabezada por Alberto Fernández, ordenó el tablero a nivel nacional y fue el disparador que aceleró las gestiones para resolver la ingeniería electoral en la provincia de Buenos Aires.

Envalentonados con el "renunciamiento" de Cristina y por ende con el repliegue del kirchnerismo en el armado nacional del peronismo, ahora los intendentes buscarán hacer lo propio para desplazar al ex ministro de Economía Axel Kicillof, el favorito de la ex mandataria y quien mejor se encuentra posicionado a la luz de las encuestas.

En declaraciones a radio La990 replicadas por la agencia NA, Gray volvió a la carga con la idea de que sea un intendente el que asuma el desafío de la candidatura, y no Kicillof.

"Somos los que estamos todo el día en el territorio, conocemos nuestros distritos, la provincia. Tenemos experiencia en la gestión. Aspiracionalmente nos gustaría que un intendente sea en esta oportunidad el gobernador. Estamos trabajando en ese sentido", aseguró. 

Los nombres que más suenan entre los intendentes son los de Martín Insaurralde (Lomas de Zamora) y Verónica Magario (La Matanza).

El jefe comunal de Esteban Echeverría también se mostró confiado en que el peronismo podrá recuperar en las próximas elecciones "una cantidad importante de municipios del conurbano y del Interior" que hoy están en manos de Cambiemos

En la misma línea que Gray, el intendente de San Martín, Gabriel Katopodis, dijo en declaraciones a radio Cooperativa que "un intendente le vendría muy bien a la provincia", y mencionó los nombres de Magario e Insaurralde. 

Otro de los que se anotó con intenciones de ser precandidato a gobernador es el intendente de San Antonio de Areco, Francisco Durañona, quien señaló en radio La990 que a su gusto "sería ideal" que las candidaturas se dirimieran en las PASO, y que si se sumara el Frente Renovador de Sergio Massa, "mucho mejor".

"Soy uno de los precandidatos, el único que representa al interior. La agenda del interior es vital para representar a un 14 por ciento del electorado nacional. Nuestro espacio le ha dado la espalda sistemáticamente y así le ha ido en las ultimas elecciones", subrayó.

Sin embargo, reconoció que Kicillof es un "candidatazo" por su "instalación" y que eso es "indiscutible". 

"Acá no es una lucha de vanidades para ver quien se queda con el premio mayor. Sería un error nuestro estar pegándonos codazos", concluyó.

Según supo NA, durante la reunión en Cañuelas, que se realizó después del asado en Lomas de Zamora, los intendentes también comenzaron a hablar sobre la conformación de las listas para la Legislatura bonaerense.

Tienen el desafío ahora de llegar al martes pudiendo definir quienes serán los jefes comunales -de entre los 40 que existen hoy- que tendrán una silla en la CAP de la provincia junto a Máximo y algún colaborador de su confiaza, que podría ser el camporista Eduardo "Wado" de Pedro.

El otro punto en discusión es terminar de definir en que distritos se va a abrir el juego para que los intendentes revaliden liderazgo contra algún oponente en las PASO de agosto.

"Sobre este punto la postura de los intendentes es analizar distrito por distrito, de manera que en aquellos que los jefes comunales están midiendo bien se los libere de ese desgaste y en aquellos puntuales en los que haya alguna complicación ver la interna como una posible solución", explicó el presidente del PJ bonaerense a Télam.

La posibilidad concreta de poder recuperar algunos de los distritos de la tercera, primera e interior bonaerense en los que hoy el PJ No gobierna es el otro punto en el que la CAP provincial va a concentrarse.

A manera de ejemplo, Gray detalló que actualmemte el PJ mediría muy bien en Quilmes, San Vicente, Brandsen, Lobos, Berisso, La Plata, Luján, General Rodríguez, Campana, Pilar, San Miguel, Vicente López, entre otros.

"Además vamos a dar una sorpresa en lugares como Mar del Plata, Bahía Blanca y Junin", remarcó Gray.

Además de Gray, Insaurrralde, Katopodis y Fernández -operador político de Cristina Kirchner- del asado participaron los intendentes Juan de Jesús (Partido de la Costa), Juan Zabaleta (Hurlingham), Gustavo Arrieta (Cañuelas), Walter Festa (Moreno), Alberto Descalzo (Ituzaingó), Gustavo Menéndez (Merlo), Mariano Cascallares (Almirante Brown), Ariel Sujarchuk (Escobar), entre otros y Fernando "Chino" Navarro en representación del Movimiento Evita.

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos