Desconociendo un pedido del Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas que instaba a suspender el proceso de extradición de Facundo Jones Huala hasta tanto se revisara una denuncia planteada por su defensa, pero con el aval de la Corte Suprema de Justicia, el lonko mapuche fue entregado ayer a las autoridades chilenas. Esposado y en helicóptero, Jones Huala fue trasladado al vecino país, donde será juzgado por los delitos de "incendio en lugar habitado y tenencia ilegal de arma de fuego de fabricación artesanal".