Decenas de organizaciones sindicales, sociales y partidos de izquierda se movilizaron desde el Congreso hacia Plaza de Mayo para manifestarse en contra de las reformas laboral y previsional propuestas por el Gobierno.

"A esta reforma no la vamos a parar con una marcha, sino que lo vamos a hacer con un plan de lucha y por eso necesitamos de todos, para que armemos una nueva central que sea la que represente a todos los trabajadores y no los empresarios que están hoy en la CGT", sostuvo el delegado de izquierda de la Unión Ferroviaria Rubén "Pollo" Sobrero.