Despúes del fallido inicio de reapertura bancaria, el presidente Alberto Fernández calificó por Twitter de "inadmisible" el cronograma dispuesto este viernes, y aseguró que ordenó a los responsables un nuevo plan de cobro para que "no vuelva a repetirse".

Poco antes de que finalice el día en el que el desborde en los bancos en medio de la emergencia sanitaria por el coronavirus fueran protagonistas, el Presidente utilizó twitter para dar cuenta de su malestar ante las escenas que se repitieron durante la jornada.

En tres tweets, el mandatario aseguró que los jubilados y pensionados son la "prioridad" y que en medio de una pandemia "el Estado no puede convertirse en un riesgo para la salud".

"Eso es inadmisible. Ya ordené a los responsables que no vuelva a repetirse lo de hoy", precisó Fernández, en tanto remarcó la necesidad de continuar con el distanciamiento preventivo. 

Además, destacó que es "su deber" cuidarlos y protegerlos, por lo exigirá que "nadie los descuide", y adelantó que desde la Rosada se pidió la colaboración de los intendentes y policías para preservar el orden.

"A ustedes les ruego respetar el cronograma de pagos previsto. Mañana los bancos pagarán entre las 10 y las 17 solo a jubilados y pensionados cuyos documentos terminan en 0 y 1", sentenció el mandatario. 

Este sábado y domingo las entidades bancarias abrirán de forma excepcional para continuar con el cronograma de pago a jubilados sin tarjetas de débito y pensionados. El horario será de 10 a 17, y únicamente para quienes tengan haberes pendientes de marzo y jubilaciones no contributivas, cuyos DNI terminen en 0,1, 2 y 3. En tanto, se suman los beneficiarios del Ingreso Federal de Emergencia (IFE) aunque sólo se cobrará en cajeros automáticos.