En su visita a Expoagro, el presidente Mauricio Macri anunció ayer un paquete de medidas para los productores agropecuarios y criticó las retenciones a las exportaciones, a pesar de que el año pasado resolvió aumentar este impuesto en el marco de las negociaciones con el FMI. "Han hecho una revolución", le dijo a los diferentes representantes del campo en la inauguración de la muestra rural.

Como al inicio de su mandato, el jefe de Estado se mostró confiado en San Nicolás que la situación económica mejorará de la mano del sector que lo acompañó masivamente con su voto en 2015, al considerar que la reactivación del sector agropecuario "va a volver a poner en marcha a los pueblos del país". Y destacó "la fuerza y la potencia" del campo, y puso de relieve "el ejemplo de fortaleza y convicción que dieron al enfrentar a la peor sequía en 50 años".

“Lejos de bajar los brazos, dijeron ‘vamos más que nunca por el futuro y por el país’”

"Lejos de bajar los brazos, dijeron vamos más que nunca por el futuro y por el país, apostando todo, todos juntos rascando la olla para volver a sembrar, volver a poner en marcha una parte importante del país. Es algo increíble lo que han hecho", apuntó en su discurso, en el marco del anuncio de dos líneas de financiamiento del Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE) para la compra de maquinaria agrícola y mejoras en el servicio de Internet en zonas rurales.

"Sabemos el momento difícil y duro que estamos viviendo desde el punto de vista de la restricción financiera. Es importante lo antes posible salir de la incertidumbre política que no nos permite normalizar nuestra economía", admitió el Presidente, acompañado por el vicejefe de Gabinete, Andrés Ibarra; el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica; el secretario de Agroindustria, Luis Etchevehere, y el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis. Y añadió: "Lo que han hecho este año es una revolución de la producción y entonces esperemos que los créditos ayuden a que ustedes vuelvan a equiparse para una nueva campaña".

En una clara alusión a los comicios de octubre, el mandatario aseguró que "el mundo está mirando" a la Argentina para saber si va a "ratificar el rumbo, si va en serio, o toma algún atajo". "Estoy convencido, como se los dije el 1 de marzo, de que somos la generación que está cambiando la historia para siempre, que está poniendo a la Argentina de pie y que vamos a tener el coraje y la fuerza de pasar a través de las dificultades sin renunciar a los valores a los cuales hemos comprometido", enfatizó.

Macri también se refirió a las retenciones de 4 pesos implementadas a partir de 2018 y aclaró que son una "emergencia, un mal impuesto". Uno de los ejes de su campaña en 2015 fue la necesidad de revertir la política agropecuaria del anterior gobierno. Apenas asumió la presidencia, anunció "retenciones cero" para las exportaciones de trigo, maíz, girasol y carne y la baja gradual año a año para la soja. En medio de la crisis económica del último año, desde el ministerio de Hacienda implementaron de nuevo las retenciones a las exportaciones para lograr el equilibrio fiscal.