Silvia Majdalani, exsubdirectora de la Agencia Federal de Inteligencia ( AFI), aseguró que no hubo espionaje ilegal contra la actual vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, pero justificó los operativos al calificarlos como "tareas de vigilancia" para prevenir "posibles hechos antisistémicos".

Ayer, Majdalani se presentó en los Tribunales de Lomas de Zamora para prestar declaración indagatoria en el marco de la causa a cargo del juez Juan Pablo Augé, la cual investiga el presunto espionaje ilegal sobre la casa de Kirchner y Instituto Patria en 2018. Es una de los dos expedientes abiertos en este juzgado por ese delito durante el gobierno de Mauricio Macri.

La funcionaria conocida como "Señora 8" negó durante la indagatoria que se hayan hecho tareas de espionaje político, sino que se trató de "tareas de observación y vigilancia ante alerta de posibles hechos antisistémicos" que había recibido la AFI previo a la reunión del G20 que se llevó adelante en la Ciudad de Buenos Aires.

Según Majdalani, todas las tareas de Inteligencia que se llevaron a cabo tenían el aval judicial del juez federal de Lomas de Zamora Federico Villena, quien dio aval a la Agencia para realizar ciertos operativos de cara a la cumbre internacional.

Villena estaba a cargo de este expediente por presunto espionaje ilegal inicialmente, pero fue apartado de la causa semanas atrás por "tener estrecha relación con las medidas que fueron adoptadas”. En su lugar fue puesto Augé, quien también lleva adelante la causa por espionaje ilegal contra periodistas, empresarios y políticos previo a la reunión del G20.

La dirigente del PRO recordó que en 2017 Villena había autorizado ciertas tareas de prevención que pudiese llevar adelante la AFI ante eventuales hechos antisistémicos y de cara a diferentes eventos internacionales que iban a realizarse en la Argentina al año siguiente, en el marco de la Presidencia argentina del Grupo de los 20.

Majdalani justificó que la AFI consideró en su momento que tanto el Instituto Patria como la propia Cristina Kirchner, que entonces era senadora nacional, eran posibles objetivos de eventuales hechos antisistémicos.

Por otra parte, la exfuncionaria declaró que nunca dio órdenes directas al exdirector general de Operaciones de la AFI Alan Ruiz, imputado en la causa por haber sido quien comandó el equipo que llevaba a cabo las tareas de Inteligencia investigadas.

La situación procesal de Majdalani será resuelta por Augé, juez federal de Lomas de Zamora. Es una de las dos máximas autoridades de la AFI en la era macrista investigadas por la Justicia: hoy debe presentarse a declarar Gustavo Arribas, exjefe de la AFI. Ambos integraban el grupo de WhatsApp llamado "SuperMarioBross" desde donde supuestamente daban órdenes de espionaje a agentes como Ruiz.