La presidenta del PRO, Patricia Bullrich, anunció que este lunes presentará un amparo contra el decreto del gobierno nacional que estableció nuevas medidas de restricción en circulación y varias actividades por el aumento de casos de Covid-19: “La Constitución se respeta y la República no se negocia”, denunció la referente de Juntos por el Cambio (JxC) a través de las redes sociales. 

De acuerdo a la exministra de Seguridad, el Poder Ejecutivo Nacional “no puede dictar un decreto de necesidad y urgencia” porque ese es un recurso para cuando “circunstancias excepcionales hicieran imposible seguir los trámites ordinarios” a través del Congreso. 

Bullrich explicó que presenta la acción judicial debido a su carácter de presidenta del PRO. En este sentido fue que invocó a la Constitución Nacional, más precisamente al artículo 38. Alli se establece a los partidos políticos como “instituciones fundamentales del sistema democrático” cuya función es “resguardar el sistema de gobierno representativo, republicano y federal” que se estableció en el primer artículo de la Constitución  

Los argumentos de Juntos por el Cambio

En el documento que la referente de JxC publicó en sus redes sociales se explica que no existe la posibilidad de que el Poder Ejecutivo pueda dictar un decreto de necesidad y urgencia (DNU) para los fines que pretende el gobierno de Alberto Fernández. Esto se debe a que el artículo 99 de la Constitución estipula que esa herramienta solo es aplicable a casos en los que "circunstancias excepcionales hicieran imposible seguir los trámites ordinarios"; es decir, la intervención del Congreso.

"El Congreso sesionó aún durante la Semana Santa y la Pascua Judía para sancionar una reforma al impuesto a las ganancias y que nada hubiera impedido que lo hiciera también para esta materia", señaló la ex funcionaria del gobierno de Fernando de la Rúa en el comunicado.

Desde el PRO agregaron que "ni siquiera una ley del Congreso podría avanzar sobre garantías constitucionales, como el derecho a transitar, el derecho a trabajar, a comerciar y a ejercer toda industria lícita, el derecho a enseñar y aprender o a ejercer libremente su culto, todos ellos resguardados por el artículo 14 de la Constitución".