La ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, y el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, formalizaron este viernes el convenio para poner en marcha el programa “Potenciar Trabajo” destinado a personas en situación de violencia por motivos de género.

El programa busca promover la "inclusión social plena" y el mejoramiento progresivo de los ingresos de personas en situación de "alta vulnerabilidad social y económica", como así también promover y fortalecer iniciativas productivas de desarrollo socio-laboral y socio-comunitario.

El ministro Arroyo calificó al convenio como “clave para brindar ayuda", y destinar recursos a "gran parte de las mujeres" que sufren situaciones de violencia, y generar acompañamiento: "que el Estado diga "presente" en este tema que es central de la Argentina de hoy”, celebró.

La implementación se realiza a través de la asignación del salario social complementario correspondiente al 50% del Salario Mínimo, Vital y Móvil, con el fin de satisfacer las necesidades básicas y de fortalecer las iniciativas productivas implementadas por las personas beneficiarias. El plan contiene además un módulo de formación y otro de inserción laboral.

Además, uno de los objetivos está vinculado con brindar oportunidades a las mujeres y personas LGBTI+.

Al firmar el acuerdo ambos funcionarios destacaron la importancia de transversalizar la perspectiva de género en las políticas públicas.