La primera dama Fabiola Yañez asumió este martes como coordinadora general de la Alianza de Cónyuges de Jefes de Estado y Representantes (ALMA), organismo nacido en 2019 que impulsa lazos de colaboración en la región en temas como niñez, educación, mujer, juventud, migrantes y cambio climático.

"Quiero agradecer sinceramente la confianza que depositan en mí para asumir la Coordinación General de esta noble Alianza de Cónyuges de Jefes de Estado y Representantes, nuestra querida ALMA", sostuvo Yañez al asumir al cargo en un encuentro virtual por videoconferencia junto a las primeras damas de la región.

Luego del traspaso de mando con su par de Paraguay, Silvana Abdo, Yañez subrayó: "Nos vamos a esforzar por continuar con igual compromiso y responsabilidad", en tanto,  la saliente destacó "el valor de asumir la coordinación con responsabilidad y determinación" en tiempos que "no son nada fáciles para enfrentar nuevos desafíos".

Del encuentro virtual participaron, las primera damas de Brasil, Michele Bolsonaro; de Ecuador, Rocío de Moreno; de Honduras, Ana Garcia, y de Panamá, Yazmín de Cortizo.


ALMA nació del diálogo entre las primeras damas latinoamericanas en apoyo al desarrollo de la gestión gubernamental en cada país, y los temas prioritarios de trabajo establecido son: niñez, educación, mujer, juventud, migrantes y cambio climático.

Los países que conforman son ALMA son Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay, Perú y República Dominicana.

En su declaración constitutiva del 6 de agosto de 2019, expresaron "el deseo de ampliar relaciones y colaboración mutua en diversas áreas".

Además, destacaron la voluntad de "estrechar los lazos de colaboración para facilitar el intercambio de buenas prácticas y experiencias, cuyo resultado les permita crear las sinergias necesarias para apoyar los esfuerzos de las autoridades en la implementación de la Agenda 2030".


Fabiola Yañez asumió la coordinación general de la alianza de primeras damas latinoamericanas

En ese marco, se comprometieron a "impulsar acciones para apoyar las iniciativas conjuntas y secundar de manera eficaz los esfuerzos de las autoridades y entidades competentes de cada Estado en las siguientes áreas: salud y bienestar, educación inclusiva, empoderamiento económico y social de la mujeres, desarrollo de comunidades seguras y libres de todo tipo de violencia, e inclusión y equidad.

"Si bien es un desafío grande, estoy convencida de que nos dará la oportunidad de trabajar y contribuir para seguir aportando nuestra mirada, compartiendo valores, principios, en pos del encuentro de buenas prácticas que beneficien a nuestros países, ya que se trata de un esfuerzo colectivo", concluyó Fabiola Yañez.