El proyecto de la ley de Presupuesto 2022 se dio a conocer este jueves luego del caos que provocó la oleada de renuncias de ministros que pusieron a disposición del presidente Alberto Fernández. El texto se difundió hoy sin que Martín Guzmán lo presente formalmente ante el Congreso, como es habitual que haga el ministro de Economía todos los años, sino que lo hizo en la Casa Rosada.

Para el próximo año, el proyecto que ingresó noche a la Cámara de Diputados fija una suma de más de 13 billones de pesos para el total de los gastos corrientes y de capital del Presupuesto General de la Administración Nacional para el Ejercicio 2022: un total de $13.336.520.431.311. Ahora, resta que el Congreso lo apruebe o haga modificaciones.

El texto de la ley de leyes prevé una inflación de 33%, un dólar oficial a $131,1 a diciembre y un crecimiento del Producto Bruto Interno de 4%. A su vez, también se espera una recaudación 43,5% mayor, y un déficit primario del 3,3%. 

Además de los pronósticos para el próximo año, se modificaron las proyecciones para lo que resta de 2021. De esta manera, en la Casa Rosada se espera para fines de este año. El cambio más destacado es el de la proyección de inflación, que pasó a 45,1% mientras que originalmente se esperaba un 29%, por lo que hubo un salto de 16%. También se prevé un crecimiento del 8%; un salario real con una suba del 3,8%; un déficit primario del 4% y un déficit financiero del 5,4%. Por su parte, el dólar oficial se mantendría igual, a $102,40, según el texto.

Los datos clave del proyecto de Ley de Presupuesto 2022

  • Déficit primario: 3,3%
  • Resultado financiero: 4,9% 
  • Dólar: $131,10
  • Inflación: 33%
  • PBI: +4%
  • Recaudación: +43,5%

El proyecto -denominado oficialmente Ley General de Gastos y Cálculo de Recursos de la Administración Pública Nacional- también contempla que el déficit fiscal rondará el 3,5% del PBI, el consumo privado crecerá 4,6% y la inversión, 3,1%.

En cuanto al comercio exterior, se estima una suba del 7,5% en las exportaciones y del 9,4% en las importaciones. En materia de recaudación fiscal, el Presupuesto 2022 contempla ingresos totales por $15,7 billones, un 45,3% por encima de los $10,7 billones que se esperan para 2021.

El déficit financiero, que incluye los pagos de la deuda, se estimó en 5,4%. Por su parte, el gasto público aumentará del 2,3% a un 2,4%, según el proyecto elaborado por el Palacio de Hacienda.

Con respecto a la fuentes de financiamiento, para el año próximo se aguarda una emisión de 1,8% ($1,08 billones); fondos de organismos 1,1% ($681.849 millones) y títulos públicos por 2% del PBI ($1,2 billones).

También están contemplados los subsidios a las tarifas de servicios públicos: alcanzarán al 1,8% del PBI, que podría reducirse en un 0,3% una vez que se implemente el esquema de segmentación tarifaria, que está elaborando el Ministerio de Economía. En tanto, la partida presupuestaria para obra pública alcanzará al 2,4% del PBI, un 1,8% mayor a la de este año.

La deuda con el FMI en el Presupuesto 2022

Otro punto significativo del proyecto es que durante 2022 no habrá pagos de capital al FMI, que -según estimaciones del Presupuesto- equivaldrían al 4% del PBI, unos U$S 17.800 millones.

Tanto el presidente Alberto Fernández como el ministro de Economía, Martín Guzmán, descuentan que habrá un acuerdo con el Fondo Monetario, que libere al Estado de pagar aquel monto.

Desde el Ministerio de Economía aseguraron que los compromisos de pago pactados con el Fondo bajo la gestión de Mauricio Macri eran "insostenibles", y añadieron que para concretar ese pago era necesario reducir a cero la obra pública y los subsidios, no adquirir vacunas y recortar gastos en educación y en salud.

En esa línea, Fernández -en el acto de presentación de la Ley de Hidrocarburos que encabezó junto a Guzmán- declaró: "Presentamos el Presupuesto dando por cierto que el año que viene no tenemos que cumplir compromisos externos, pero la realidad eso exige seguir adelante una negociación con el Fondo, conseguirla, lograrla, pero lo cierto es que si ese acuerdo no existiera, deberíamos hacer frente al pago de U$S19 mil millones el año entrante".

Los objetivos del Presupuesto 2022

"El conjunto de políticas presupuestarias detalladas en este Presupuesto intenta avanzar en la recuperación de la actividad económica, la reducción de la pobreza, la generación de empleo y la reducción de la desigualdad promoviendo la inclusión social activa", mientras que refleja "el fortalecimiento productivo y al impulso sostenido de la inversión pública en infraestructura", indica el texto del proyecto, firmado por Guzmán y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero.

A su vez, el proyecto "pretende establecer el marco de consistencia macroeconómica a partir del cual se estructura el conjunto de políticas públicas a nivel nacional" para "compatibilizar los objetivos de corto, mediano y largo plazo trazados por el Gobierno Nacional con las capacidades de financiamiento del sector público y el equilibrio monetario y externo de la economía argentina".

El Presupuesto 2022 apunta a "comenzar a transitar hacia una economía más tranquila" y a la vez que "permita sentar bases para un crecimiento sustentable a partir del desendeudamiento del Estado Nacional, la definición de un sendero fiscal sostenible en el mediano plazo, el fortalecimiento del mercado interno, la defensa de un valor competitivo de la moneda local para propiciar un incremento de las exportaciones argentinas al mundo y la acumulación de reservas internacionales por parte del Banco Central de la República Argentina (BCRA) con el objeto de reducir la presión en el sector externo".

Guzmán y Cafiero aseguran que "la proyección de las cuentas públicas tiende a garantizar la solvencia fiscal en el mediano plazo. A su vez, una asignación selectiva de los gastos primarios permitirá atender con carácter prioritario las acciones en favor de la seguridad social, incluida la movilidad previsional y la asignación universal por hijo (AUH) y por embarazo (AUE)", entre otros sectores.