Quienes no posean cuenta bancaria igual percibirán en abril el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) de $10.000 destinado a paliar el impacto de la pandemia por coronavirus, mientras se analiza extenderlo también a algunos extranjeros en situación de vulnerabilidad.

Así lo anunció este jueves el titular de la ANSES, Alejandro Vanoli, al indicar que la finalidad es llegar a quien "más lo necesite", con los "recursos limitados" que tiene el Estado.

Dijo que el Banco Nación y las entidades financieras públicas de las provincias entregarán cuentas "gratuitas" a quienes no tengan una, para poder cobrar el bono el 15 de abril próximo, lo cual deberá ser informado al hacer el trámite a través de internet.

Asimismo, Vanoli, quien admitió que la Argentina atraviesa situaciones "muy complejas" por la pandemia que obligó a aplicar una dura cuarentena, recordó que el IFE será "para todos los que no perciban ingresos, ni posean un patrimonio o renta financiera que les permita tener espaldas para aguantar" esta crisis.

Por otra parte, el titular del ANSeS dialogó con el canal TN y allí recordó que está destinado a argentinos de entre 18 y 65 años, y reveló que desde la ANSES están "evaluando" incorporar a extranjeros en situación vulnerable.

¿Cúando se cobran? Hace clíck en la foto y enterate 

"Si el núcleo familiar primario tiene ingresos en relación de dependencia superiores a 23.000 pesos, se excluye este beneficio. Es para quienes no tienen ingresos", explicó el funcionario, y precisó que el IFE "no está" contemplado para jóvenes estudiantes. Del mismo modo, excluyó a los mayores de 65 años porque consideró que alguien de esa edad "recibe una jubilación o pensión".

Este beneficio, que comienza el viernes 27 de abril, también está destinado a quienes cobren la Asignación Universal por Hijo, aunque en ese caso no es necesaria la inscripción.