El Gobierno le pidió a las aerolíneas restringir la cantidad de vuelos a varios destinos del mundo como medida preventiva por el aumento de casos de coronavirus. 

A través de una carta enviada por la ANAC,  Nación solicitó la reducción del 30% de los vuelos semanales desde y hacia Estados Unidos, México y Europa al tiempo que advirtió la necesidad de restringir en un 50% los viajes desde y hacia Brasil.

El texto aclara que el Ministerio de Salud realizará "una revisión periódica de la situación epidemiológica con miras a restablecer los ingresos a la mayor brevedad posible" y que hasta que sea posible, el organismo de aviación "aprobará las programaciones horarias en función de la decisión informada".

La decisión debería regir desde este miércoles pero desde el sector aseguran que se deben cumplir una serie de pasos, desde lo técnico y lo logístico, que hacen muy difícil su aplicación inmediata, por lo que comenzará a aplicarse desde el 1 de febrero.

La ANAC basó el pedido en el artículo cuarto de la Decisión Administrativa 2/2021, que el 21 de diciembre pasado cerró las fronteras con Gran Bretaña tras la aparición de la nueva cepa británica y comenzó a revisar la política migratoria hacia Brasil.