Luego de la marcada independencia mantenida frente a las presidenciales, el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, remarcó ayer que su provincia está a disposición del presidente electo Alberto Fernández para "trabajar juntos" a partir del cambio de gestión el próximo 10 de diciembre.

"Necesitamos trabajar todos juntos para que la Argentina supere la crisis. La gente ya eligió Presidente. Ahora, lo que precisamos es trabajar de manera conjunta, porque la crisis está golpeando mucho a los argentinos, y esto requiere de la voluntad de trabajo conjunto", expresó Schiaretti.

Y resaltó: "De nuestra parte, estamos a disposición del nuevo presidente para trabajar juntos, apoyándolo". El mandatario provincial se expresó en declaraciones a la prensa en el marco de una actividad oficial en el departamento San Javier.

Además, Schiaretti se mostró "satisfecho" con el resultado electoral de la boleta corta de diputados nacionales que presentó el pasado domingo, ya que fue uno de los gobernadores que prefirió esquivar la polarización y no apoyar a ningún candidato presidencial.

"Estoy satisfecho y muy agradecido con los cordobeses porque en una elección hiperpolarizada, donde votó mucha gente, tener 400 mil votos, 40.000 más que en las PASO, es realmente impresionante", agregó el cordobés.