Divididos por la ardiente grieta del verano, dialoguistas y combativos de la CGT e incluso organizaciones que no forman parte del consejo directivo de Azopardo se reunirán hoy en sendos encuentros donde el futuro de la pulverizada estructura cegetista será una de las cuestiones. El eje de los debates será la relación con el Ejecutivo Nacional, un tema que supera la coyuntura, incluso para quienes consideran que Cambiemos puede renovar su mandato en 2019. Se reseña que el regreso a una división, como en 2012, sigue teniendo altas probabilidades, incluso con un eventual y volcánico congreso.

Desde Camioneros le destacaron a BAE Negocios que la etapa organizativa del 22F tendrá como escenario la sede del gremio de choferes con Pablo Moyano como anfitrión, en horas del mediodía.

En el otro flanco, la breve frase que el triunviro Héctor Daer le remarcó a este diario en medio de la tormenta vigente ("No estoy solo") se verifcará en un encuentro que por la tarde lo tendrá como anfitrión en el sindicato de Sanidad. Hace algunas horas el hermano del sanitarista, Rodolfo Daer, daba cuenta que al igual que la UOM y la Unión Ferroviaria no será parte del 22F.

La "no soledad" del triunviro incluye a figuras clásicas del diálogo ante gobiernos variopintos, entre ellos Gerardo Martínez (Uocra), José Luis Lingeri (Obras Sanitarias), Armando Cavalieri (Comercio), Andrés Rodríguez (Upcn) entre otros. Hugo Moyano los definió en su paso por Crónica Tv del domingo como "los oficialistas de siempre", a pesar de que no hace tanto tiempo también compartió charlas y fotos con varios de esos jefes.

El regreso a una división, como en 2012, sigue teniendo altas probabilidades

Para estos tiempos donde el impuesto al sueldo en la forma de quita por ganancias dejó de ser el eje que dividía a las organizaciones sindicales, el tablero está activo en cuanto a alianzas breves y acercamientos de ocasión. Incluso en roles mucho menos picantes desde algunos gremios que mostraron más que las uñas ante la injusta retención rumbo a las arcas de la AFIP que sigue vigente.

La metamorfosis de actitud destaca a la Unión Tranviarios Automotor (UTA) que tomó distancia de la gestión kirchnerista tras haberse alineado a la CGT de Antonio Caló por la quita salarial, hoy se alineó entre quienes gozan de mirada amiga por parte del Gobierno.

Los alineados en terreno moyanista, donde realza la Corriente Federal (CFT) que lideran Sergio Palazzo (Bancarios), junto a Horacio Ghilini (Sadop) y Héctor Amichetti, destacan su convocatoria para la última reunión de la CGT que definió la movilización a la avenida 9 de Julio y Belgrano Los dialoguistas aseveran que pasó lo mismo que en el último paro, post reforma previsional: "No adhirió nadie" y por allí sigue el tironeo.

Lo escenificó el jefe de la Unión Ferroviaria (UF) cuando con tono medido pidió públicamente dejar de "discutir por los medios" y hacerlo "puertas adentro". En ambos sectores se asevera que todavía hay presencias por confirmar. Si de etiquetas se trata los que se reunirán con Pablo Moyano juran que "prefieren ir presos antes que adherir a la reforma laboral" mientras que los que están a favor de mantener canales bien abiertos de diálogo con la Casa Rosada hacen el poroteo de aliados, subrayan bajas y reflexionan que "en el peor de los casos nos sacamos mucho peso de encima".