Tras el terremoto en San Juan, el Gobierno destinará 400 millones de pesos para asistir a los damnificados por el sismo que sacudió a la región de Cuyo el lunes pasado.

La asistencia, en concepto de Aportes del Tesoro Nacional, se confirmó luego de un encuentro entre el ministro del Interior, Wado de Pedro, y el gobernador sanjuanino, Sergio Uñac, en Casa Rosada.

En ese marco, el titular de la cartera del Interior destacó que el Gobierno tiene "presente" a los habitantes de la provincia cuyana y que las medidas irán en pos de "acompañar lo más rápido posible" a quienes sufrieron daños y pérdidas por el fenómeno.

Los fondos se complementan con el anuncio que realizó el presidente Alberto Fernández de la construcción de 1800 viviendas tras los derrumbes registrados en varios asentamientos.

Por su parte el mandatario provincial destacó que "San Juan está atravesando momentos  muy difíciles", por lo que "la ayuda del Ministerio del Interior es fundamental por la inmediatez de los recursos para llegar con ayuda a quienes más lo necesitan en forma rápida".

"Como lo exprese cuando el Presidente llegó a San Juan, este tipo de ayuda nos hace sentir que somos parte de esta Argentina federal, por eso mi agradecimiento en la figura del ministro Wado de Pedro a todo el Ministerio del Interior que desde un primer momento estuvo presente en las necesidades de los sanjuaninos".

El martes pasado, horas después del sismo de 6.4 grados de magnitud registrado, el Presidente recorrió junto a Uñac las zonas afectadas y también anunció la firma de un convenio para promover y materializar el Acceso a la Vivienda y a un Hábitat adecuado por otros 186 millones de pesos. 

En paralelo, y por pedido del Presidente, Wado de Pedro mantuvo contacto permanente con el mandatario provincial para conocer la situación en la provincia.

Terremoyo en San Juan: el momento en el que la tierra tembló