Alberto Fernández organizó un gabinete de equilibrios en la búsqueda de contener a todos los sectores que fueron soporte de su candidatura presidencial y a quienes quiere mantener en un espacio de unidad desde la gestión.

El primer gran acuerdo fue con su candidata a vicepresidenta y mentora, Cristina Fernández, quien tomó las riendas de la estructura política del Congreso, que será clave para las refomas legislativas que sustentarán la nueva gestión.

El equipo de ministros, secretarios y subsecretarios en el área económica se armó y desarmó varias veces esta semana. Los nombres que estaban confirmados el lunes pasaron a segundo plano el miércoles y terminaron de consolidarse el jueves por la noche cuando se cerraron los equipos de gestión.

En la superficie, el conjunto visible muestra un predominio de dirigentes, funcionarios, técnicos, especialistas "albertistas", como Santiago Cafiero -tal vez el dirigente que más horas pasó cerca de Alberto en los últimos meses- Felipe Solá y Marcela Losardo y la inclusión de ministros acordados con gobernadores como el caso de Luis Basterra, cercano al formoseño Gildo Insfrán. 

También, el espacio cedido a un dirigente de Sergio Massa con el nombramiento del ex intendente de Junín, Mario Meoni, en el Ministerio de Transporte. 

Es con todos

 "No hay que mirar solamente la primera línea de gestión. El dos también pesa." La frase de uno de los dirigentes que sacó punta a los últimos puestos del Gabinete, que se decidieron en las últimas horas, es el reflejo de la complejidad del entramado político con el que gobernará Alberto Fernández.

Por ejemplo, Felipe Solá había organizado una estructura para el Ministerio de Relaciones Exteriores que no pudo sostener: tuvo que ceder la secretaría de Relaciones Económicas Internacionales a Jorge Neme,  funcionario del tucumano Jorge Manzur.

 

Es un error ver lo de Wado como una imposición. ¿Por qué no verlo

como una forma de compromer a todos?

En Transporte, el acuerdo no es sólo con Massa. El número dos del Ministerio fue para Guillermo López del Punta, cercano al sector sindical de transportistas. 

"El Gabinete que armó Alberto refleja el esfuerzo para mantener la unidad del Frente Todos, el espacio con el que ganamos y con el que tenemos que gobernar", señaló una fuente consultada por BAE Negocios que marcó además la definición de Eduardo "Wado" De Pedro como parte de ese esquema. "Es un error verlo como una imposición de Cristina. Es un pedido de Alberto para comprometer a todos". Y a todas.

 

Más notas de

Gabriela Granata

El oficialismo cierra filas para defender la ley de reestructuración de deuda

Sergio Massa se mostró optimista sobre las posibilidades de la ley

Precios, baldosas flojas y la hora en Sydney

Precios, baldosas flojas y la hora en Sydney

Tiempo de cambios y de refundar compromisos

El gobernador de Neuquén pide levantar el cepo para la industria petrolera

El gobernador de Neuquén pide levantar el cepo para la industria petrolera

Un diagnóstico crudo para un país en crisis

Un diagnóstico crudo para un país en crisis

Anses prepara un aumento de jubilaciones antes de enero y un alivio para los créditos

Emilio Basavilbaso y Alejandro Vanoli, ayer en charla de transición

El gabinete de Alberto Fernández marca un delicado equilibrio de poder

Los gobernadores fueron centrales en la estrategia política territorial y tienen espacio en el Gabinete

Los nombres del Gabinete económico, el equipo al que todos miran

Los nombres del Gabinete económico, el equipo al que todos miran

Llegó la hora de hablar con el bolsillo

Llegó la hora de hablar con el bolsillo

El Gabinete de Alberto se conocerá una semana antes de la asunción

Fernández sostuvo que el Gabinete está "básicamente definido"